Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 18:20

Los Hospitales de Mieres y Cabueñes están negociando el incumplimiento de decreto laboral

Los módulos de 55 años se han reanudado en el HUCA y en el de Mieres

Miércoles, 27 de febrero de 2013, a las 17:59

Karla Garrido.
El Sindicato Médico de Asturias (Simpa) venía anunciando que el acuerdo pactado tras la salida de huelga se estaba incumpliendo en algunos hospitales del Principado. Más concretamente,  en el Hospital de Mieres y en el Hospital de Cabueñes. “En estos momentos están negociando. Si no se soluciona, se denunciará y se tomarán las medidas pertinentes”, ha revelado el presidente de Atención Especializada del Simpa, Ángel Colmeiro.

Ángel Colmeiro, presidente de Atención Especializada del Simpa.

A pesar del documento firmado en enero, en el cual se acuerda la no reorganización del servicio de Urgencias, el Hospital de Mieres está experimentado cambios en el sector. Asimismo, en el Hospital de Cabueñes se había pactado con la Administración un plazo de tres meses para insertar los módulos de 55 años, medida que no se estaba cumpliendo. Según ha explicado Colmeiro a Redacción Médica, en un inicio la situación “pintaba mal”, pero en la actualidad están “sumergidos en negociaciones”.

El presidente de Atención Especializada del sindicato ha afirmado que en la actualidad son conscientes de la capacidad de movilización que poseen haciendo referencia a la pasada huelga como “una de las huelgas más duras de la historia de España”. “Esperamos que se cumpla el acuerdo sin tener que hacer advertencias”, ha comentado.

Los facultativos habían denunciado la vulneración del acuerdo en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) y en el Hospital de Mieres, dónde no se habían restaurado los módulos de mayores de 55 años. No obstante,  con un retraso de un mes, se ha reanudado en ambos hospitales. “Se ha conseguido finalmente mejorando la situación”, ha destacado Colmeiro.

De esta forma ha hecho hincapié en que los módulos de 55 años están “llegando a buen puerto”. “La tensión se está rebajando”, ha concluido.