Redacción Médica
26 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 21:50

La oposición pide declarar como emergencia sanitaria a los afectados por hepatitis C

Exige retirar la decisión voluntaria del Gobierno de renuncia a la importación de genéricos producidos bajo licencia obligatoria en terceros países

Jueves, 29 de enero de 2015, a las 11:22
Redacción. Zaragoza
El Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza ha aprobado, con el apoyo del PSOE, CHA e IU y la oposición del PP, una moción de IU en la que se pide al Gobierno declarar la situación de los pacientes afectados por hepatitis C como emergencia sanitaria y la actuación de la empresa Gilead de "no competitiva y monopolística".

Ariza.

En el texto de la moción también se recoge que se realicen los trámites necesarios, con la mayor rapidez posible, sin negociación previa con el titular de la patente para la emisión de licencia obligatoria de Sofosbuvir, autorizando el abastecimiento del mercado interno de este producto mediante la fabricación de genéricos, fijando un precio que sea sostenible para las arcas públicas y que garantice el tratamiento para todos los que lo necesitan según los criterios científicos y de los profesionales.

Asimismo, se exige retirar la decisión voluntaria del Gobierno de renuncia a la importación de genéricos producidos bajo licencia obligatoria en terceros países, a fin de poder importar medicamentos de estos en caso de que la producción de genéricos bajo licencia obligatoria realizada en España no sea suficiente para cubrir las necesidades de tratamiento.

El concejal del grupo municipal de IU, Raúl Ariza, ha relatado que los contagios de este virus han sido por "causas evitables" y se  calcula que en España son unas 700.000 las personas con anticuerpos positivos. El medicamento Sovaldi es el más eficaz con una efectividad  del 90 por ciento y cuesta en España unos 25.000 euros por tratamiento de 12 semanas para generar expectativas de vida digna para quien ha contraído la enfermedad.

La concejal del grupo municipal de CHA, Leticia Crespo, ha dicho que es la enfermedad infecciosa que más muertos causa en España y desde hace un año hay un medicamento que provoca esperanza y que la seguridad social suministra de forma "muy restrictiva".