La Federación de Sindicatos de Técnicos Superiores Sanitarios en Madrid apunta que los inmigrantes de pocos recursos no pueden costar el 40 por ciento del valor de las medicinas



20 sep 2015. 15.35H
SE LEE EN 1 minuto
Redacción. Madrid
La Marea Blanca ha vuelto a las manifestaciones. Este domingo, la movilización ha sido para solicitar la tarjeta sanitaria a los sin papeles. “Son ya tres años del decreto 16/2012, que implica cambiar el modelo de sanidad que teníamos por un modelo de aseguramiento, lo que excluyó a casi 900.000 personas de la sanidad”, ha criticado María Nieves Lozano, portavoz de la Federación Estatal de Sindicatos de Técnicos Superiores Sanitarios en Madrid (Fesitess).

La manifestación, que se ha realizado desde Cibeles a la Puerta del Sol, ha solicitado que el Gobierno de la Comunidad de Madrid no haga más “chapuzas”. En este sentido, argumenta que, “en virtud de sus palabras”, el organismo presidido por Cristina Cifuentes pretende “dar una tarjeta sanitaria diferente para los inmigrantes sin recursos”.

La medida ha sido criticada porque, según explican, implicaría que los inmigrantes sin papeles tuvieran que pagar “el 40 por ciento de la medicación”. Al parecer de la Federación Estatal de Sindicatos de Técnicos Superiores Sanitarios en Madrid (Fesitess), un coste “imposible” para personas sin recursos.

ENLACE RELACIONADO:

Sanidad ha expedido en 4 días más de 100 recetas a inmigrantes irregulares (17/09/2015)


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.