Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 15:35

Hacienda duda de la capacidad del CSIC para afrontar gastos futuros

El documento detecta también “incumplimientos presupuestarios y errores contables”

Jueves, 11 de septiembre de 2014, a las 13:15
Redacción. Madrid
Las cuentas de 2013 del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) dejan algunas dudas sobre su capacidad para afrontar gastos futuros, pero también reflejan algunas carencias de información que vienen repitiéndose desde hace varios ejercicios, según pone de manifiesto la auditoría efectuada por la Intervención General de la Administración del Estado. Así, y pese a que la auditoría emite una opinión favorable, detecta también “incumplimientos presupuestarios y errores contables”, si bien el documento recalca que no afectan “a la imagen fiel de las cuentas anuales”.

Emilio Lora-Tamayo, presidente del CSIC.

En todo caso, el documento alimenta la incertidumbre sobre la realidad financiera de la entidad que preside Emilio Lora-Tamayo, que ya ha necesitado un ‘rescate’, con un crédito de carácter extraordinario en 2013 para hacer frente a sus necesidades y un incremento de la partida destinada a su funcionamiento a través de los Presupuestos Generales del Estado para 2014.

El principal problema que ha sacado a la luz esta auditoría es la carencia de información que permita profundizar en la realidad del Remanente de Tesorería no afectado, que refleja un saldo negativo de casi 76 millones. Según explica el documento publicado por el BOE, este salgo negativo se explica al tener el Exceso de Financiación Afectada, es decir, los ingresos ya recibidos pendientes de gastar en ejercicios posteriores, un importe superior al Remanente Total.

Según explica la Intervención General, el CSIC no dispone de las herramientas de contabilidad necesarias para obtener evidencia de las desviaciones de financiación del ejercicio y acumuladas, asegurando también que esta carencia de información viene produciéndose desde hace varios ejercicios. Además, se constata también que el sistema de seguimiento de créditos concedidos a los centros e institutos “no garantiza su coincidencia con los excesos de financiación”. El problema derivado de esta situación es trascendental, pues este saldo negativo “incide desfavorablemente en el equilibrio financiero de la Agencia y su capacidad de afrontar los gastos futuros”.

Incumplimientos presupuestarios y errores contables

Por otra parte, la auditoría también saca a la luz ciertos incumplimientos presupuestarios y errores contables. Así, apunta una minusvaloración en la previsión de ingresos en algunos apartados que llega a la falta total de previsión en otros como las subvenciones I+D+i de los programas nacionales, pero también refleja la minusvaloración de los créditos de gasto. “Este comportamiento está siendo recurrente en varios ejercicio pasados, reflejando erróneamente las necesidades financieras de la Agencia derivadas de sus niveles previsibles de ingresos y gastos”, apunta el documento.

ENLACES RELACIONADOS:
Acceda al informe de auditoría y a las cuentas del CSIC

La situación económica del CSIC vive un “cambio radical” respecto a 2013 (30/01/14)