Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30

¿Está asegurada la salud en los viajes del Imserso a las islas?

Los criterios técnicos que velaban por el cuidado de enfermos crónicos y discapacitados se han puesto en un segundo plano

Miércoles, 04 de noviembre de 2015, a las 16:24
Redacción. Madrid
Como era de esperar, Hacienda, a través del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales (Tacrc), ha entregado el lote de viajes del Imserso a Baleares y Canarias (que incluye desplazamientos en avión), a Mundiplan (Alsa e Iberia) en detrimento de la unión temporal de empresas (UTE) que lleva 25 años organizándolo, Mundosenior (Globalia y Barceló), que hace 10 días presentaba un recurso que ha sido desestimado.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Pero, ¿qué hay de la seguridad sanitaria de miles de jubilados que optarán por viajar con el Imserso a Baleares y Canarias? Parece que no es una de las prioridades del departamento que dirige Cristóbal Montoro, que a través de este tribunal administrativo se ha decantado por una empresa que a los ojos de los propios técnicos del Imserso estaba por debajo de Mundosenior en cuanto a prestaciones relacionadas con la salud y la discapacidad.

La prioridad de los pliegos, desdeñada

Y es que según los pliegos, a los que ha accedido Redacción Médica, la salud es una prioridad del programa de viajes: “El Imserso se plantea la organización y planificación de este Programa, durante las temporadas 2015-2016 y 2016-2017, teniendo como ejes principales la mejora de la calidad de vida y la salud de las personas mayores”, señalan estas normas planteadas por la Administración a quien se quisiera presentar al concurso.

Los técnicos de Hacienda no han tomado en consideración esta indicación prioritaria del ente que depende del Ministerio de Sanidad, y han desdeñado incluso los criterios sociosanitarios planteados por los del Imserso, como el correcto acondicionamiento de los desplazamientos para los discapacitados, o las especificaciones sanitarias que deben reunir los hoteles.

Los pliegos son especialmente claros en este sentido: en cuanto a dotación, indican que el hotel debe tener “enfermería o sala adecuada para ser habilitada a tal fin que deberá contar con mobiliario indispensable para el desarrollo de una consulta médica (cama para reconocimientos, mesa con sillón y confidente, mueble estantería para material médico etc.)”. Y respecto a personal “la empresa o empresas adjudicatarias vendrán obligadas a prestar asistencia sanitaria, complementaria a la que presta el Sistema Nacional de Salud, en cada establecimiento hotelero, garantizando un servicio mínimo, de una hora diaria, de un médico y de un A.T.S./D.U.E. por cada 200 personas o fracción”.

El criterio técnico sociosanitario, pisoteado por Hacienda

Redacción Médica ha tenido acceso también a la primera resolución del Tacrc, dependiente del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, y ha podido comprobar cómo el departamento que dirige Cristóbal Montoro ha desdeñado sistemáticamente los criterios técnicos de la adjudicación que se refieren a la protección de la discapacidad y también a la salud.

El tribunal nombrado por Hacienda entra en una contradicción flagrante cuando admite el recurso de Mundiplan (UTE de Iberia y Alsa) en lo relativo a la accesibilidad del transporte que prestará servicios a los jubilados discapacitados.

Por un lado, hace suya la argumentación del recurrente, que se agarra a la literalidad de los pliegos, desdeñando los criterios técnicos. Sin embargo, el tribunal reconoce que toma esta decisión en contra de éstos, “por más que tales criterios, insistimos, puedan ser razonables”, dice textualmente la resolución de Hacienda. ¿Saben los técnicos del Ministerio de Hacienda más sobre las necesidades de los discapacitados que el propio Imserso?

Pero la injerencia de Hacienda va más allá. También a la hora de valorar si los hoteles elegidos disponen en su entorno de los servicios sanitarios adecuados. Ni qué decir tiene que el perfil del beneficiario de estos viajes del Imserso es el de una persona generalmente medicada o polimedicada, que padece enfermedades crónicas, y debe tener una vigilancia especial. Pues bien, los ‘chicos de Montoro’ tampoco creen que esto sea importante y no les parece suficiente que los técnicos del Imserso se hayan basado en la experiencia de años anteriores y en visitas presenciales y consultas a través de internet para desechar aquellos hoteles que no cumplían bien con este aspecto sanitario. Y de nuevo creen que su sapiencia sociosanitaria está por encima de la que emana del propio Ministerio de Sanidad y resuelven a favor del recurso de Mundiplan.

Comportamientos extraños

En el Ministerio de Sanidad, su responsable Alfonso Alonso intentó mediar para desbloquear la situación de los viajes del Imserso, que se han tenido que retrasar varias semanas. Pero más allá de esto, los técnicos que valoraron y dieron prioridad a los requisitos sociosanitarios han echado de menos una defensa más clara de estos conceptos. Creen llamativo que la secretaria de Estado de Servicios Sociales, Susana Camarero, no haya salido en defensa de que se respetasen los criterios sociosanitarios por encima de otros, que era un mandato claro de los propios pliegos del concurso. E incluso algunos rumores apuntan a que Camarero veía con buenos ojos que Mundiplan entrara finalmente en el 'reparto' de los viajes. También se sospecha de la injerencia de otros ministerios con influencia aún en Sanidad y que tienen intereses en que una compañía aérea como Iberia gane el lote más importante del concurso.

A Mundosenior solo le queda un recurso presentado la semana pasada ante la Audiencia Nacional, pero que sería para futuros ejercicios. Mientras, habrá que poner el foco informativo en las condiciones sociosanitarias en las que viajan a Baleares y Canarias los jubilados, y si las estadísticas de agravamiento de enfermedades, e incluso muertes, crecen. Porque con los criterios técnicos sociosanitarios pisoteados no sería de extrañar que lamentablemente esto sucediera.

ENLACES RELACIONADOS:

Viajes Imserso: La prioridad sanitaria, pisoteada (26/10/15)

Viajes del Imserso: Montoro no respeta los criterios sociosanitarios (23/10/15)