Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 10:05
Miércoles, 09 de octubre de 2013, a las 14:23

Redacción. Merida
El Servicio Extremeño de Salud (SES) ha elaborado la denominada Estrategia de Atención al Parto Normal de Extremadura cuyo objetivo es adoptar prácticas clínicas basadas en la evidencia científica y en el cambio de mentalidad, según ha explicado el consejero de Salud y Política Social, Luis Alfonso Hernández Carrón, lo que tendrá “como resultado indirecto” una disminución de las cesáreas que se practican en la región y una mejora de la atención que reciben las mujeres extremeñas en el momento del parto.

 Joaquín García.

El consejero de Salud y Política Social; el director gerente del SES, Joaquín García, y el coordinador de la citada estrategia, Pedro Santos, han presentado esta iniciativa, “que ha conllevado muchos meses de trabajo y que supone el cumplimiento del compromiso manifestado por el presidente de Extremadura, José Antonio Monago, en el Consejo Extraordinario que se celebró en Badajoz en el mes de abril de este mismo año”, según explicó el consejero.

La Estrategia de Atención al Parto Normal de Extremadura supone “una apuesta por las mujeres extremeñas en uno de los momentos más dulces e importantes de su vida, el momento del parto”, indicó el consejero, ya que tanto usuarios como profesionales “han venido advirtiendo sobre la excesiva intervención tecnológica en el parto normal, sin el debido respaldo del mejor conocimiento científico disponible”.

Hernández Carrón señaló que en el año 2011 la tasa de cesáreas en Extremadura, un 28%, “superaba en cuatro puntos a la media nacional, 24%, y casi duplica la tasa recomendada por la Organización Mundial de la Salud, que es del 15%”, añadió.

“El parto es un proceso natural que se ha ido instrumentalizando cada vez más –explicó Hernández Carrón- impidiendo que transcurra de la forma que sería la más lógica y, evidentemente, esas cifras nos preocupan como responsables sanitarios, porque una cesárea no deja de ser una intervención quirúrgica mucho más agresiva que el parto natural y tiene una tasa de complicaciones, tanto para la madre como para el niño, mayores que si el proceso es natural”.

La formación como herramienta

Carrón explicó que esta situación es consecuencia de que “la Obstetricia se ha quedado anclada en prácticas poco eficientes”, por lo que “el corazón de esta estrategia está en la formación como herramienta que nos permitirá introducir un cambio de mentalidad en nuestras ocho maternidades: Badajoz, Cáceres, Mérida, Plasencia, Navalmoral, Coria, Don Benito y Llerena”.

Se trata, en palabras del consejero, de “un cambio de mentalidad que, dicho sea de paso, vuelve a reclamar la complicidad de los tres actores del sistema sanitario público, los gestores, los profesionales y los ciudadanos”.

Este cambio pasa además por la delimitación de los marcos competenciales de los profesionales, favoreciendo el trabajo en equipo, otorgando a las matronas el papel preponderante que deben jugar en la atención al parto normal y permitiendo que los obstetras intervengan en la atención de los partos patológicos que requieran de su intervención.

"Para que este trabajo hacia un cambio de concepción en la atención al parto, pasando de ver el nacimiento como un proceso médico-quirúrgico a verlo como algo natural, es necesario potenciar el papel de la mujer en la toma de decisiones y control sobre su propio cuerpo, lo que mejora la satisfacción de la atención recibida", señaló Carrón.

Para ello, se dotará a los profesionales del material específico que les permita desempeñar un trabajo actualizado y basado en la evidencia científica, con la implantación de una Guía de Prácticas Clínicas como instrumento de trabajo para unificar los criterios de atención al parto en todos los paritorios y evolucionar hacia la excelencia que aporta la evidencia científica.

Otras iniciativas

Por otra parte, el consejero de Salud anunció que, como complemento a esta estrategia, las ocho maternidades que hay en Extremadura se han adherido al Programa de Estandarización de indicaciones de cesáreas, que implica un estudio prospectivo que permite analizar de forma exhaustiva la progresión de las tasas de cesáreas que hay en la región.

Además, un grupo de trabajo formado por matronas de atención primaria está elaborando una herramienta en el programa informático Jara para el seguimiento del control de embarazo y del puerperio, que permitirá la unificación para todo el SES, eliminará duplicidades de historia, errores y la cartilla de embarazo en formato papel.

También se está constituyendo un grupo de trabajo para establecer una guía práctica de cuidados puerperales basados en la evidencia, con la finalidad de homogeneizar las recomendaciones de esta etapa de la maternidad, que complementará a la estrategia y a la herramienta de Jara.

Asimismo, Carrón añadió que se está elaborando un protocolo de atención a las familias en la muerte perinatal, “muy solicitado por usuarios que han sufrido la pérdida intraútero de un bebé o de su recién nacido”.

Prácticas clínicas

A su vez, el director gerente del SES, Joaquín García, señaló que esta Estrategia de Atención al Parto Normal incluye una Guía de Prácticas Clínicas basadas en la Evidencia, que representa la adhesión del Servicio Extremeño de Salud a la estrategia ministerial en esta materia, pero con dos importantes novedades, ya que “por un lado, se incluye una guía para la atención del parto de nalgas, una de las principales causas del parto por cesárea, y por otro la guía para la atención al parto vaginal después de la cesárea”.

Junto a estas guías, la estrategia extremeña incluye ocho protocolos clínicos que sirven de soporte a la aplicación de estas prácticas clínicas en los centros sanitarios de la región, entre los que se encuentra el Plan de Parto “que se presenta como la herramienta que permite que la mujer manifieste sus preferencias para el desarrollo de su parto; una herramienta que permite una mayor fluidez de información entre la mujer y el sistema sanitario”.

Joaquín García destacó que por todo ello, la estrategia “contempla todo el proceso desde las distintas perspectivas que intervienen en su desarrollo durante toda la gestación”.

Por su parte, el coordinador de la estrategia, Pedro Santos, destacó que a partir de ahora se incorporará un conjunto de nuevas prácticas clínicas que ya se llevan a cabo en otros centros hospitalarios con muy buenos resultados, y que abren a las mujeres y a sus familias un abanico de posibilidades de cara al parto.

Pedro Santos explicó que para poner en marcha este proyecto es necesario un cambio de mentalidad, por lo que se repartirá un CD informativo a todos los profesionales sanitarios implicados en la obstetricia, que también participarán en actividades formativas en las que se abordarán prácticas novedosas que no se aplican en Extremadura, mientras que se repartirá material divulgativo en todos los centros sanitarios de la región para informar a las usuarias.