Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 19:00

PSOE e IU piden formalmente el cese de Mato

Para los grupos parlamentarios carece del “liderazgo y prestigio” necesarios al frente de Sanidad

Viernes, 22 de febrero de 2013, a las 15:49

Redacción. Madrid
Los Grupos Parlamentarios Socialista (GPS) e Izquierda Unida (IU) exigen la dimisión de Ana Mato como ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad en las resoluciones sobre materia sanitaria del Debate del Estado de la Nación. Consideran que Mato carece de “liderazgo y prestigio” necesarios para impulsar las seis medidas que consideran urgentes.

La ministra de Sanidad, Ana Mato, y el secretario general del Grupo Socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba.

El redactado de la propuesta socialista de resolución contiene medidas reprochadas en el último año por el GPS al Ministerio de Sanidad. Para empezar, consideran necesaria una ley “para asegurar la universalización del derecho a la asistencia sanitaria pública para que todos los ciudadanos, incluyendo población inmigrante” tengan la asistencia garantizada. La misma norma sería garantista de “la financiación mediante impuestos, la naturaleza pública de la provisión y gestión del Sistema Nacional de Salud”. En esta línea, los socialistas solicitan “paralizar y revertir” los procesos “de privatización” y señalan de forma especial las autonomías de Madrid, Valencia, las ‘dos Castillas’ y Extremadura. En tercer lugar, señalan la derogación de la “exclusión de medicamentos y los nuevos copagos para pensionistas, crónicos y enfermedades raras, y como medida alternativa de ahorro, tal y como han reiterado en sede parlamentaria, proponen extender la subasta de medicamentos iniciada en Andalucía.

La polémica surgida con los Puntos de Atención Continuada (PAC) de las poblaciones rurales también tiene su reflejo en la resolución socialista, que insta a “paralizar el cierre” de los PAC en ambas ‘Castillas’, Extremadura y Valencia. El RD 16/2012 también aparece en la petición de un “informe” sobre su “impacto en la salud y la economía de las personas y de las familias”, informe que debería presentarse antes de seis meses para que el Pleno del Congreso lo valore y adopte medidas.

Junto a las medidas de consumo y violencia de género, el GPS exige también el mantenimiento de la Ley actual de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo, así como la “designación transparente y democrática de las personas expertas en el Comité de Bioética”.

Izquierda Unida pide derogar la Ley 15/1997

En el caso de Izquierda Unida, el escrito liderado por el portavoz parlamentario José Luis Centella, también contempla la petición de "destitución" de la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad “por su responsabilidad en el cambiode modelo, la pérdida de liderazgo y prestigio del Sistema Sanitario Público y la no asunciónde responsabilidades políticas y éticas”. Este requerimiento acompaña a la derogación del RD 16/2012 debido al cambio de "modelo universal" del SNS; la garantía de dotar al país de "cobertura sanitaria universal y gratuita"; la derogación de la ley 15/1997 utilizada, según IU, "como palanca para la privatización del sistema sanitario a manos de oligopolios privados, a pesar de la oposición de profesionales y ciudadanía". Asimismo, este grupo parlamentario exige la devolución del euro por receta para los pacientes de Madrid y Cataluña y la sustitución del copago "uniforme de ortoprótesis por una escla de participación en función de la renta y el producto".