Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 13:55
Miércoles, 25 de diciembre de 2013, a las 17:06

Mercedes Martín.

Redacción. Ávila
La secretaria de Sanidad del PSOE de Castilla y León, Mercedes Martín, ha lamentado que se haya tenido “más celeridad” en redactar una circular que “insta” a los hospitales del Servicio Regional de Salud de Castilla y León (Sacyl) a aplicar el copago a partir del 1 de enero que en “solicitar formalmente” la suspensión cautelar del decreto del Ministerio de Sanidad, pese a que este data del mes de octubre.

La procuradora, que ha recordado que el ahorro sería de 200.000 euros a los que cree que podría hacer frente la Administración autonómica, ha apuntado a los pacientes como los “grandes damnificados” de la “subordinación” con la que actúa la Consejería de Sanidad, a la que ha acusado de pretender implantar el copago “de manera manual”.

Según la circular que cita la procuradora, los servicios farmacéuticos de los hospitales “no disponen todavía” de las necesarias modificaciones informáticas para una gestión eficiente de la medida. Martín ha asegurado, finalmente, que el copago hospitalario es una “aberración” para los enfermos crónicos, e “inconcebible” en un sistema público de salud así como una “chapuza administrativa” fruto de la “improvisación e inoportunidad que caracteriza la política sanitaria del PP” tanto en el Ministerio como en la Consejería.