Intentará convencer a la oposición, que amenaza con presentar enmiendas a la totalidad



01 abr 2013. 17.32H
SE LEE EN 2 minutos

Redacción. Vitoria
El Gobierno ha previsto para la próxima semana o la siguiente iniciar las negociaciones para intentar sacar adelante su proyecto de Presupuestos para 2013. Con ellas, el ejecutivo que lidera Íñigo Urkullu, pretende reconducir la situación de rechazo a las cuentas mostrado por los partidos que componen la oposición y que podría traducirse en varias enmiendas a su totalidad.

El lehendakari Íñigo Urkullu.

El día 19 de abril termina el plazo para que los partidos políticos presenten sus enmiendas al proyecto, mientras que el 26  se celebrará en el Parlamento el debate sobre las enmiendas a la totalidad. En caso de no conseguir los apoyos necesarios para sacarlo adelante, los presupuestos de 2012 se prorrogarían, una opción que desde la oposición se ha calificado como “pretensión” del Gobierno por su “falta de voluntad” para alcanzar consensos.

Los presupuestos “más sociales”

Desde que se hiciera público, el Ejecutivo ha defendido un proyecto del que destaca su carácter social. “Son los más sociales de la historia”, ha reiterado en múltiples ocasiones el lehendakari Urkullu refiriéndose a unos presupuestos que cuentan con 9.316 millones de euros, de los cuales el 73,9 por ciento se destinarán al mantenimiento de la sanidad, la educación y la lucha contra la exclusión social.

En lo que al Departamento de Salud se refiere, el presupuesto asciende a 3.266 millones de euros, el 35 por ciento del total.  Pese a haber caído un 4,2 por ciento respecto al año pasado, la partida destinada a la sanidad es la que menos ha caído de entre todos los departamentos, limitando al 1,7 por ciento el descenso del presupuesto de Osakidetza y un 1,5 por ciento en los gastos de explotación.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.