Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Martes a las 10:20

Nuevas instalaciones para Diagnóstico Precoz de Cáncer de Mama en Tenerife

Las nuevas instalaciones disponen de dos salas para mamografía, zona de admisión, administración y aseos

Jueves, 03 de diciembre de 2015, a las 11:53
Redacción. Las Palmas de Gran Canaria
La Consejería de Sanidad ha informado de que a partir de este jueves, la actividad de la unidad de Diagnóstico Precoz del Cáncer de Mama del Centro de Salud de Ofra se traslada al Centro de Atención Especializada (CAE) J. Rumeu, que funcionará en horario de 08.00 a 20.00 horas.

Nuevas instalaciones para mamografías.

Este nuevo recinto presenta “un mayor confort”, según la Consejería, tanto para los profesionales como para los pacientes, ya que cuenta con mayor superficie y una entrada independiente del CAE. Además, las nuevas instalaciones disponen de dos salas para mamografía, zona de admisión, administración y aseos.

La plantilla de trabajadores de la Unidad de Diagnóstico Precoz de Cáncer de Mama está conformada por facultativos y técnicos especialistas en radiodiagnóstico y auxiliares administrativos.

El Programa de Diagnóstico Precoz de Cáncer de Mama cuenta con nueve equipos digitales de radiodiagnóstico para mamografías ubicados en las unidades ubicadas tanto en la provincia de Santa Cruz de Tenerife como en la de Las Palmas.

Son equipos de alta tecnología que permiten obtener una imagen de mejor calidad y con mayor capacidad de ajuste a la hora de hacer los informes, con lo que se reducen las proyecciones adicionales que en muchos casos hay que realizar a las mujeres para confirmar el diagnóstico.

A ello hay que sumar que el sistema informático permite al radiólogo contar con un software de apoyo a la lectura, lo que le aportará un mayor grado de seguridad en los informes a realizar.

En este sentido, la mamografía digital proporciona una mayor rapidez y seguridad en el diagnóstico, su almacenamiento en un centro de datos centralizado permite consultas a larga distancia con mayor facilidad con otros especialistas en mamografía o reducir el número de procedimientos necesarios de seguimiento, entre otras, ventajas que ofrece la mamografía digital sobre la analógica.

Gracias al diagnóstico precoz y a los avances en el tratamiento oncológico, en los últimos años se ha conseguido disminuir la mortalidad por esta enfermedad, alcanzando actualmente una supervivencia del 90% a los 5 años.