11 dic 2018 | Actualizado: 15:30

Cantabria espera acreditar este año todos sus centros de atención a dependientes

El Centro de Día Los Pinares de Santander, primero en certificar su calidad en la asistencia

lun 21 febrero 2011. 17.01H

Redacción. Santander
La vicepresidenta del Gobierno, Dolores Gorostiaga, ha entregado al Centro de Día Psicogeriátrico Los Pinares de Santander la acreditación como centro de atención a la dependencia ajustado a los criterios de calidad que establece la normativa. Cuenta con 25 plazas, de las que 23 están concertadas por el Instituto Cántabro de Servicios Sociales (Icass).
 

La vicepresidenta del Gobierno cántabro, Dolores Gorostiaga, durante su visita al Centro de Día Los Pinares.

Se trata del primer centro que recibe este reconocimiento y, a partir de aquí, el objetivo del Gobierno de Cantabria es, según su vicepresidenta, que los 135 centros concertados y los 4 centros públicos de la Comunidad estén “completamente acreditados” a lo largo de este año, lo que permitirá que sea “la primera región de España en tener acreditada la calidad de todos los centros de su red pública de atención a personas dependientes”.

El procedimiento para la acreditación es “complejo” y requiere un “tremendo esfuerzo” por parte, tanto de los propios centros, como de la administración, por alcanzar “la máxima calidad y la máxima profesionalidad posible”.

Según Dolores Gorostiaga, el desarrollo e implantación de la Ley de Dependencia ha exigido un “importante esfuerzo” organizativo, presupuestario y de gestión del Gobierno para “hacer incrementar la oferta de plazas públicas de atención, tanto residencia como de centro de día”.

De hecho, desde el año 2003, el Gobierno ha creado más de 4.000 plazas públicas de atención a personas en situación de dependencia, mayores y/o con discapacidad. En total, más de 6.600 personas están siendo atendidas actualmente en residencias y centros de día. Así lo ha afirmado la vicepresidenta regional, quien, además, ha asegurado que en estos momentos son 17.000 los beneficiarios de las prestaciones y servicios de la Ley de Dependencia y la previsión es alcanzar los 20.000 usuarios.

Respecto a los centros de día, actualmente existen en Cantabria 48 instalaciones, que suponen 1.014 plazas, que son producto de un incremento del 320 por ciento sobre las existentes en 2003.

Estos datos, según Dolores Gorostiaga, ponen de manifiesto que el Gobierno ha creado un sistema protección público de “enorme envergadura” que ha generado una red de servicios muy diversos y en el que están involucrados, además de la Administración, empresas y profesionales de diversas disciplinas.

Además, ha explicado que la gestión de la Ley exige dar “un paso más” hacia la calidad en la atención, basado en “criterios homogéneos” fijados por la Ley de Dependencia y la Ley autonómica de Servicios Sociales.

En este contexto, a principios de 2009, el Gobierno regional inició el procedimiento para regular la acreditación de centros y los estándares de calidad y, con la publicación en abril de 2010 de la Orden correspondiente, fue la primera Comunidad Autónoma en hacerlo, como ya lo fuera en regular el procedimiento de solicitud para que los ciudadanos pudieran acogerse a la Ley.