18 de diciembre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 15:30
Jueves, 07 de diciembre de 2017, a las 12:00
La Torre Glòries se prepara para acoger oficinas después de que Barcelona no lograra albergar la nueva sede de la Agencia Europea de Medicamentos y Productos Sanitarios (EMA). La empresa Merlín lleva meses invirtiendo para convertir la Torre Agbar en lo “más atractivo de la ciudad”. La reforma contempla la llegada de dos restaurantes en las plantas 15 y 25 así como la instalación de un observatorio abierto al público. De este modo, el emplazamiento de varias empresas sustituirán el vacío que dejó la decisión final de la agencia europea de optar por Ámsterdam