Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30
Autonomías > Madrid

PSOE y C's impiden a Podemos tumbar la ley que profesionaliza la gestión

Ningún partido se suma a la enmienda a la totalidad de la formación contra la reforma de las organizaciones sanitarias

Los portavoces sanitarios de C's, PSOE y Podemos, y el consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos.
PSOE y C's impiden a Podemos tumbar la ley que profesionaliza la gestión
Sergio López
Jueves, 13 de octubre de 2016, a las 15:10
El Pleno de la Asamblea de Madrid ha rechazado esta tarde con los votos de Ciudadanos y Partido Popular y la abstención del PSOE la enmienda a la totalidad con texto alternativo que Podemos ha presentado contra el Proyecto de Ley 6/2016 de Estructura, Organización y Funcionamiento de Hospitales del Servicio Madrileño de Salud. La enmienda ha cogido por sorpresa al Gobierno y al resto de la oposición que, también ha registrado una batería de enmiendas para intentar ajustar el texto, pero no han pedido la retirada del mismo.
 
El consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, ha pedido “más seriedad” a la portavoz de Podemos, Mónica García, ya que, según ha recordado, “prometió que no habría enmienda a la totalidad”. El titular ha incidido en que este proyecto nace “con vocación de consenso” y ha dicho no entender la actitud de la formación morada. “El Gobierno regional está dispuesto a dialogar y a alcanzar consensos. Ya hemos encontrado acuerdos en aspectos como el ‘Modelo Madrid’, las listas de espera o el pacto por la sanidad”, ha recordado Sánchez Martos.
 
El consejero ha desgranado las razones de un proyecto “que va a suponer un antes y un después de las organizaciones sanitarias en Madrid y resto de España”. A su juicio, esta ley  servirá para impulsar un nuevo modelo de gestión donde se primará el liderazgo directivo, donde juega una papel fundamental la rendición de cuentas. “Queremos gestión profesionalizada en todos los órganos participativos. Los gerentes se elegirán por convocatoria pública y concurrencia competitiva”, ha recordado.  

Sánchez Martos ha criticado las propuestas "cuasi asamblearias" que figuran en la redacción alternativa de Podemos y ha destacado que el texto elaborado por su departamento ya recoge una serie de órganos de participación, como el consejo asesor asistencial, las comisiones asesoras clínico asistenciales y mecanismos para que pacientes, alcaldes, movimientos asociativos y otros actores de la sociedad civil estén representados. También ha criticado que Podemos quiera eliminar el área única sanitaria, "que es esencial", y ha pedido a la oposición su implicación para mejorar el modelo de gestión. "No entenderé otra opción que el voto negativo a la enmienda de Podemos, porque hemos trabajado juntos".

Solo Podemos suscribe la enmienda a la totalidad
 
Daniel Álvarez Cabo, portavoz sanitario de Ciudadanos, ha explicado que uniría sus votos al PP y tumbaría la enmienda a la totalidad en aras de ese consenso al que también se refería el consejero. “Excepto en un único elemento –la creación de unos Consejos de Área, que nos parece que crearían incertidumbre–, el grado de coincidencia de las enmiendas de Ciudadanos con las de Podemos es altísimo, pero nosotros no vamos a buscar la diferencia con el Gobierno, sino lo que nos une”, ha dicho.
 
Diego San Juanbenito, por parte del PP, sí ve diferencias entre la propuesta alternativa de Podemos y la que hasta ahora habían consensuado los grupos. “Se opone al espíritu de la norma que prepara el Gobierno, que lo que busca es la despolitización de la gestión. Esto la politiza más. Parece que ustedes quieren que la Marea Blanca gestione los hospitales”, ha dicho.
 
La portavoz de Podemos ha rechazado esas consideraciones y ha explicado su rechazo formal a la norma en trámite por no ir lo bastante lejos en términos de “transparencia y rendición de cuentas” y ha criticado que los nuevos métodos para elegir a los gerentes no vayan a afectar a aquellos que ya están en posiciones directivas. Por su parte, José Manuel Freire, portavoz del PSOE ha empezado su intervención adelantando la abstención de su grupo y, aunque también considera muy mejorable el borrador, ha preferido reservar las energías para defender en un pleno posterior las enmiendas que también ha presentado su grupo.