Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 21:50
Autonomías > Madrid

"La fiebre hemorrágica demuestra el valor de la Dirección de Salud Pública"

El consejero se muestra "muy satisfecho dentro de la cautela" con la gestión y la evolución del brote

Jesús Sánchez Martos en la Asamblea de Madrid.
"La fiebre hemorrágica demuestra el valor de la Dirección de Salud Pública"
Redacción
Jueves, 15 de septiembre de 2016, a las 12:30
El consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, ha querido felicitar a los profesionales encargados de la vigilancia y control del brote de fiebre hemorrágica Crimea-Congo en la Comunidad de Madrid. Ha sido en el transcurso del Pleno de la Asamblea de Madrid, donde el consejero ha puesto además de relieve “el valor y la importancia que se ha demostrado en estos momentos contar con una Dirección General de Salud Pública”. Esta dirección fue uno de los cambios en el organigrama introducidos por Sánchez Martos cuando asumió la cartera, hace algo más de un año.

El titular de Sanidad, en respuesta a una pregunta planteada por el grupo del PP en la Asamblea, se ha mostrado “muy satisfecho dentro de la cautela” por la situación de esta enfermedad. “La única paciente ingresada evoluciona favorablemente”, ha señalado el consejero, quien ha recordado asimismo que ya ha finalizado la vigilancia en entorno de la afectada. Ha defendido también la gestión comunicativa del caso: “El 1 de septiembre, cuando se confirmó la naturaleza de la enfermedad, se puso toda la información a disposición de los distintos grupos parlamentarios”.

Situación de los hospitales concesionados

Además, Sánchez Martos ha respondido a una pregunta planteada por Podemos, sobre la anunciada compra de Quirón por parte del grupo alemán Fresenius Helios y como ésta puede afectar a los hospitales públicos con concesión administrativa a Quirón. Así, ha recordado que dicha operación sólo se conoce por los medios de comunicación y “está pendiente del visto bueno de la autoridad europea de competencia”, para, a continuación, dejar claro que la misma “no afectará al exhaustivo control que realiza la Consejería de Sanidad” sobre los hospitales concesionados.

“La consejería desconoce en estos momentos los detalles de la compra, pero en los contratos de concesión se establece que si hay un cambio en el accionariado, éste debe comunicarse a la Comunidad de Madrid. Si sucede, los servicios jurídicos analizarán los hechos”, ha explicado el consejero. Sánchez Martos, que ha situado la operación dentro de la libertad que tienen las empresas concesionarias para “autoorganizarse”, ha asegurado que, “en el caso de producirse la adquisición, lo que de antemano se garantiza es la calidad en la prestación de los servicios”.