Redacción Médica
18 de octubre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 21:00
Autonomías > Cataluña

La consejera de la leche cruda y el pollo trató de crear un SNS 'homeópata'

Teresa Jordà defendió en el Congreso la regularización de pseudoterapias por ser más eficaces y baratas

Teresa Jordà.
La consejera de la leche cruda y el pollo trató de crear un SNS 'homeópata'
Redacción
Martes, 24 de julio de 2018, a las 09:55
Teresa Jordà, la consejera catalana de Agricultura, Ganadería y Pesca y autora de algunas de las declaraciones más polémicas tras la aprobación del decreto que permite vender leche cruda en Cataluña, ya se había pronunciado anteriormente a favor de las pseudociencias. En concreto, durante un pleno en el Congreso de los Diputados, había defendido la regularización de la homeopatía por ser "igualmente eficaz y más barato" que otros tratamientos médicos.

Indignada por que el jefe de Estado -que por entonces era el rey emérito, Juan Carlos I- fuese a operado por un médico que venía pagado "con el dinero de todos" de Estados Unidos, afirmó en el Congreso de los Diputados que "si en lugar de un problema de cadera, el rey tuviera un problema de hemorroides, le recomendaríamos que en lugar de traer a un médico del extranjero para una operación quirúrgica se tratara mediante acupuntura o lo hiciera mediante homeopatía, que es igualmente eficaz y más barato". 

"Ahorro para la sanidad"


Jordà fue más allá, y aseguró que este tipo de terapias supondrían, además, un beneficio económico para el Estado: "Una integración óptima de las terapias naturales supone, sin lugar a dudas, un ahorro para la sanidad y beneficios para la salud, como constató el programa piloto del Hospital de Mataró o los estudios comparativos en China, Reino Unido o los Países Bajos. Su eficacia está fuera de toda duda". 

Para la entonces diputada del Grupo Parlamentario Mixto, era "escandaloso" que el Gobierno no regulase las terapias naturales como la homeopatía, la acupuntura, la osteopatía o la naturopatía "que más de 300.000 personas al día" utilizaban en España. 

Asimismo, la ahora consejera aseguró que la "Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda su regulación" y que "el Reino Unido, Alemania, Bélgica, Holanda o los países nórdicos ya las incorporan a sus estructuras sanitarias" y que "incluso en Suiza el 67 por ciento de la población votó en referéndum su incorporación como cobertura básica al servicio de salud".