María Elisa García Fuster, médico y portavoz de sanidad de Vox en Cataluña, conversa con Redacción Médica

"Cataluña tiene dinero para más médicos, pero lo gasta en chiringuitos"
María Elisa García, diputada de Vox en Cataluña.


03 mar 2021. 16.20H
SE LEE EN 9 minutos
"Española, esposa, madre y creyente. Vox defiende mis principios". Así reza la biografía de Twitter de María Elisa García Fuster, una de los 11 nuevos diputados con los que la formación de Santiago Abascal irrumpirá por primera vez en el Parlament de Cataluña. 

La médico especialista en Anestesiología y Reanimación del Hospital de Bellvitge ha decidido abandonar su puesto para cambiar la sanidad desde las Cortes. En conversación con Redacción Médica, asegura que llega con la intención de que "ahora sí" se escuche a los sanitarios y sus reivindicaciones, porque ella llega "recién salidita del Hospital" y sabe perfectamente que medidas se deben tomar, incluso en la gestión de la pandemia, la cual ha combatido desde la primera línea. 

¿Qué supone para los profesionales sanitarios que Vox haya llegado al Parlament? 

"El personal sanitario tienen ahora un médico de batalla al que se le puede escuchar su voz"

El personal sanitario ahora tendrá un médico de batalla al que se le puede escuchar su voz. Esto es muy importante porque los médicos cuando hablamos entre nosotros nos quejamos de las deficiencias del Sistema Catalán de Salud y de los problemas que tenemos habitualmente como la carga asistencial o los problemas de horarios, pero nadie nos escucha. A partir de ahora sí que nos van a escuchar porque yo estaré ahí, recién salidita del hospital. No soy el típico médico que ha paseado durante años con una carpetita por los hospitales, he estado durante 22 años ejerciendo, 12 de ellos en el Bellvitge. Sé exactamente que es lo que nos atañe, lo que nos está pasando y lo que estamos sufriendo el colectivo médico y sanitario en general.


"A partir de ahora sí que van a escuchar a los médicos porque yo estaré ahí, recién salidita del hospital"


¿Qué reformas necesita la sanidad catalana?

Es muy importante que tengamos en cuenta el despilfarro económico que hay en la Generalitat. El dinero debería centrarse en cubirir las deficiencias importantes del sistema sanitario de salud catalan pero se está destinando a 360 chiringuitos donde se colocan los amigos de la misma ideología política del gobierno. No ahorramos y encima tiramos el dinero.

Hay deficiencias importantísimas de RRHH, los médicos van sobrecargados de trabajo y tienen que doblar turnos. En Enfermería hay horas extras que no son pagadas, hay cirugías que se suspenden por falta de personal médico, listas de espera espectaculares... Estas cosas están pasando a día de hoy. No tenemos dinero para ponerle una prótesis de cadera a una abuelita que lleva ocho, diez meses o un año esperando.

¿Entonces, cree que Cataluña tiene los recursos necesarios para mejorar la sanidad pero no los usa?

"Los puestos fijos salen de higos a brevas"

Por supuesto, solamente hay que fijarse en el presupuesto que tiene Cataluña, que son 27.000 millones de euros. Si ahorrásemos en un número mínimo de estos chiringuitos ideológicos como por ejemplo el Memorial Democràtic o las 17 embajadas que hay, podríamos conseguir ahorrar hasta 1.000 millones de euros. Imagínese con ese dinero cuántos médicos podríamos contratar, cuántas alas nuevas podríamos abrir para mejorar los hospitales y sobre todo para poder operar a esa gente que está en listas de espera o para esos pacientes que no son tratados de la forma que deberían. Ellos han contribuido a nivel social y económico para poder tener un tipo de servicio que ahora no tienen.


"El Sistema Catalán de Salud, y en realidad el Sistema Nacional de Salud, está jugando con la vocación y el aguante de los médicos"


¿Defenderá en el Parlament una mejora de las condiciones laborales de los sanitarios?

Por supuesto, además es que esto me atañe directamente. La mayoría de los médicos de los hospitales son interinos, les dicen que tienen las mismas condiciones de trabajo que una plaza fija pero no es cierto. Yo ahora me voy al Parlament y tengo que renunciar renunciar a 12 años de trabajo. De manera que si regreso al Bellvitge tengo que volver empezar desde cero.

Las plazas fijas salen de higos a brevas, pero no es solamente eso, ¿Cuánto cobra un médico por hora de guardia? 13 euros para un anestesista o un médico especialista después de seis años de carrera, unas oposiciones y una especialización de cuatro o cinco años. El Sistema Catalán de Salud, y en realidad el Sistema Nacional de Salud, está jugando con la vocación y el aguante de los médicos, con nuestra necesidad de servir a la sociedad aprovechándose de nuestros buenos sentimientos y sobre todo de nuestros principios.

Usted que ha estado en la primera línea frente al Covid-19, ¿cómo valora la gestión de la pandemia en Cataluña?

Ha sido nefasta. En el Bellvitge carecíamos de medidas de protección y de mascarillas desde el día uno  y no desde el sexto mes como le pasó a Italia. Las mascarillas nos las repartía una supervisora de Enfermería y te daban una, te apuntaban en una lista y te la cambiaban a los cinco días. No teníamos EPIs y utilizábamos batas de papel de quirófano recicladas. Después las metían en el autoclave, imagínate cómo salían las batas, hechas un guiñapo. Las estirabas como podías y te las ponías para ver al paciente. ¿Dónde estaba el dinero? Primero pagando la casa de Waterloo de Puigdemont y después en los políticos catalanes que en mitad de la pandemia tuvieron a bien subirse el sueldo, sin ningún tipo de pudor.


"La vacuna es algo que lo debe valorar cada persona, no se puede imponer a la gente"


Eso fue al principio de la pandemia, ahora que estamos en una fase más avanzada, ¿cree que se han solucionado los problemas o se siguen cometiendo grandes errores? 

Ahora mismo tenemos mascarilla y EPIs, pero deberíamos tener 20 veces más PCR para hacer un cribaje necesario para controlar a toda esa gente que está infectada. A parte deberíamos mejorar los recursos humanos en Atención Primaria y en los hospitales. Hay que contratar más médicos para que los que hay no estén sobrecargados. Para esto se necesita dinero, un dinero que Cataluña tiene pero que no se invierte en la salud de los catalanes.

¿Está a favor de la vacunación obligatoria?

En absoluto. Defendemos la libertad individual y la vacuna es algo que lo debe valorar cada persona, no se puede imponer a la gente. Igual que hay padres que no vacunan a sus hijos los hay que sí, yo a mis hijos les vacuno de todo lo que sale y más, pero si usted no lo quiere vacunar es su responsabilidad. Ahí no se puede meter uno ni el Estado, la libertad individual de las personas no se puede cuartar porque entonces acabaremos como en China, Cuba o Venezuela.

¿Y está a favor del pasaporte Covid?

En absoluto. Eso es sesgar a la gente. El pasaporte Covid es usted viaja, usted no viaja, y señalas con el dedo a la persona que no se ha querido vacunar. Volvemos otra vez a lo mismo, la libertad individual, y además la protección de datos. Es igual que si te dicen "no miren, usted solamente puede viajar a Estados Unidos si tiene una renta per cápita de tanto, porque si se queda sin dinero entonces a lo mejor le tenemos que pagar el billete de vuelta. Enséñeme su cuenta bancaria a ver si puede viajar a Estados Unidos".

Se ha mostrado muy crítica con la OMS, ¿es fiable la información que transmiten sobre el Covid?

Cuando empezó la pandemia me metí en cantidad de webs incluida la del gobierno chino y en la de la OMS, de lo que nos dijeron a lo que ha habido, nada de nada. Nos engañaron como chinos, nunca mejor dicho. Lo cierto es que la información que nos han dado ha sido siempre sesgada y la mayoría de las veces ha sido una información manipulada desde los contagios hasta las muertes. Los grupos políticos en el Congreso han tenido que pelear muy duro, entre ellos el nuestro, para que se diesen datos reales de lo que estaba pasando y actualizados.

María Elisa García, diputada de Vox en Cataluña e Iván Fernández, periodista de Redacción Médica.


¿Por qué no quiere que la llamen médica? 

Las médicas son unas guerras entre los griegos y los persas allá por el 480 a.C. Obviamente, sé que ahora está aceptado, pero entre lo correcto y lo aceptable hay una línea que se llama mediocridad dentro de la cual está el lenguaje inclusivo y no quiero entrar dentro de este  porque no me siento cómoda. Yo soy médico, siempre he sido médico y además me siento así. Obviamente, luego cada uno tiene la libertad de decirlo como quiera.

En la formación del nuevo Gobierno del Parlament ¿prefire un consejero de Sanidad independentista o socialista? 

La verdad es que esto es como preguntarme qué quiero, si susto o muerte. Supongo que prefiero que haya un consejero de Sanidad que proteja la Sanidad no solamente de los catalanes sino que también mire a su alrededor y sea capaz de preservar el sistema y que le importe la salud de los catalanes en general.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.