Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 19:45
Autonomías > Canarias

El SCS coordina el protocolo de Sanidad para diagnosticar la celiaquía

El protocolo quiere actuar con la mayor rapidez posible contra al enfermedad

Conrado Domínguez, gerente del SCS.
El SCS coordina el protocolo de Sanidad para diagnosticar la celiaquía
Redacción
Martes, 03 de julio de 2018, a las 15:30
Un grupo multidisciplinar de expertos nacionales, coordinados metodológicamente por el Servicio de Evaluación y Planificación del Servicio Canario de la Salud (SCS), ha elaborado junto al Ministerio de Sanidad un nuevo Protocolo para el diagnóstico precoz de la enfermedad celíaca con la finalidad de favorecer un mejor y más temprano diagnóstico de esta patología, tal y como ya adelantó Redacción Médica.

Este protocolo asistencial, que trata de homogeneizar y aproximar el diagnóstico de la enfermedad celíaca al conocimiento científico disponible, actualiza el contenido del protocolo publicado en 2008 por el entonces Ministerio de Sanidad y Consumo. La aparición de nueva evidencia científica sobre la enfermedad, en concreto, en relación a los métodos diagnósticos, aconsejaba su revisión.

El documento contempla la asistencia que los médicos de Atención Primaria y de Atención Especializada del Sistema Nacional de Salud proporcionan a las personas de cualquier edad con sospecha o riesgo de padecer la enfermedad celíaca, centrándose en su detección precoz, pero también abordando cuestiones clave que afectan a la atención de las personas celíacas, relacionadas con el tratamiento, el seguimiento clínico de los pacientes, la refractariedad y la malignidad, con el objetivo último de mejorar la calidad de vida de los afectados.

Esta nueva herramienta está dirigida a médicos de Atención Primaria y Especializada, otros profesionales de la salud, que también tienen contacto directo con personas con sospecha o en riesgo de ser celíacos y han de tomar decisiones para atenderlas, sociedades científicas y gestores sanitarios. Asimismo, está dirigida a las personas celíacas, sus familiares y cuidadores, asociaciones de pacientes y, en general, a cualquier interesado en el conocimiento de esta enfermedad.

Amplia participación en su elaboración


La elaboración del Protocolo ha estado auspiciada y financiada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social y contó con el apoyo metodológico del Servicio de Evaluación como miembro de la Red Española de Agencias de Evaluación de Tecnologías Sanitarias y Prestaciones del Sistema Nacional de Salud (Redets).

Una de las particularidades del trabajo desarrollado es que ha alcanzado un amplio consenso, al implicar en su elaboración a un grupo multidisciplinar compuesto por médicos de las diferentes especialidades clínicas relacionadas con la enfermedad, entre los que se incluyen representantes de 12 sociedades científicas, otros profesionales sanitarios, metodólogos, la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan) y representantes de los pacientes.