Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 09:05
Autonomías > Aragón

Gobierno y oposición maniobran para convocar otras 1.483 plazas sanitarias

Tanto PSOE y CHA como el PP presentan sendas Proposiciones para cumplir la convocatoria de plazas vacantes

Javier Lambán, presidente de Aragón.
Gobierno y oposición maniobran para convocar otras 1.483 plazas sanitarias
Juanma Fernández
Martes, 15 de noviembre de 2016, a las 14:30
La política aragonesa se mueve para dar solución a la convocatoria de plazas sanitarias en su Oferta de Empleo Público después de que quedaran en el tintero las 1.483 vacantes acordadas en el Pacto por el Empleo en la Sanidad Aragonesa, que Gobierno y sindicatos firmaron el pasado 10 de junio en la correspondiente Mesa Sectorial.

El PSOE junto a Chunta Aragonesista han presentado una Proposición de Ley a la que ha tenido acceso Redacción Médica en la que se pretenden una serie de modificaciones de la Ley 6/2002 de Salud de Aragón. Esto se debe a que el Ejecutivo aragonés achaca a esta norma la definición de la tasa de reposición que acompaña, con sus límites, a los Presupuestos Generales del Estado.

“Se modifica la Ley 6/2002, de 15 de abril, de Salud de Aragón, creando una nueva  disposición adicional tercera con la siguiente redacción: ‘Disposición adicional tercera. Estabilización en el empleo público en el ámbito  sanitario.  El Gobierno de Aragón, conforme a lo establecido en la normativa básica estatal y  autonómica reguladora del empleo público, podrá aprobar ofertas públicas de empleo  extraordinarias para la estabilización del personal al que se refiere el artículo 58 de esta Ley’”, afirma la citada Proposición.

Se prevé la impugnación

El Partido Popular, por su parte, ha presentado una Proposición No de Ley que es más directa en sus pretensiones. Así, los conservadores reivindican a los sindicatos, “que han manifestado sentirse ‘engañados’”. Por ello, instan al Ejecutivo de Javier Lambán a convocar antes del 31 de diciembre de 2016 las 1.483 plazas acordadas al amparo del citado Pacto laboral.

Fuentes del entorno sindical aragonés explican a este medio que entienden una posible impugnación de la convocatoria por parte del Gobierno de Mariano Rajoy: “Por eso pedimos que se separaran las convocatorias porque, si esto ocurriera, no le afectaría a la ordinaria, pero queremos que el gobierno aragonés cumpla con su palabra”, aseveran.