21 nov 2018 | Actualizado: 19:20

Un psiquiatra, sobre la enfermedad mental de Trump: “Va a ponerse peor”

Doce legisladores, entre los que se encuentra un senador republicano, preguntaron a un especialista por su salud mental

Donald Trump, presidente de los Estados Unidos.
Un psiquiatra, sobre la enfermedad mental de Trump: “Va a ponerse peor”
jue 04 enero 2018. 12.00H
Redacción
No es para tomárselo a broma, el hombre más poderoso del planeta podría tener una enfermedad mental que lo incapacitase para su puesto de presidente de los Estados Unidos. Así lo han manifestado una docena de miembros del Congreso de Estados Unidos, que se reunió el pasado mes de diciembre con un reputado psiquiatra para dilucidar si Trump está capacitado para ejercer su cargo.

Durante el encuentro, celebrado a principios de mes, estos legisladores, entre los que se encontraba un senador republicano, plantearon sus preocupaciones al profesor de Psiquiatría de la Universidad de Yale, Bandy X. Lee.

De acuerdo con Lee, la necesidad de Trump de expresarse constantemente y sin filtro a través de su cuenta de Twitter "es una indicación de que se está viniendo abajo debido al estrés". "Trump va a ponerse peor y se volverá incontenible debido a la presión de la presidencia", ha señalado Lee a Politico.

Lee es alguien ducho en la salud mental del presidente, de hecho, es el editor de la publicación The Dangerous Case of Donald Trump (El Peligroso Caso de Donald Trump), una colección de testimonios en la que una veintena de psiquiatras abordaban la salud mental del presidente.

"Mi botón nuclear es más grande que el tuyo"

El debate sobre la capacidad de Trump para ejercer el cargo ha cobrado relevancia en las últimas semanas, especialmente por el trato vejatorio del jefe de Estado hacía el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, en un momento en que Pyongyang está apostando fuerte por el desarrollo de armamento nuclear.

Lejos de intentar calmar la situación, Trump no ha dudado en insultar a Kim Jong-un llamándole "hombre cohete", "bajito y gordo". Incluso este miércoles se jactó en redes sociales de que él también tiene acceso a un "botón nuclear", pero que el suyo es "mucho más grande y más poderoso".


La preocupación ha llegado a trascender hasta el punto de que la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, ha tenido este jueves que zafarse de la incómoda pregunta de un periodista que le pregunto si este tipo de mensajes no podían ser sintomáticos de un posible desequilibrio mental del presidente.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.