"Sé que tienes miedo, pero ya eres el número uno de tu MIR"

Una residente de primer año comparte un emotivo mensaje para animar a los aspirantes que se presentan al MIR 2020

Momento durante la asignación de plazas MIR en la pasada convocatoria.
"Sé que tienes miedo, pero ya eres el número uno de tu MIR"
vie 24 enero 2020. 11.20H
El examen MIR 2020 ya (casi) ha llegado. A falta de un día para que se celebre la gran cita de los aspirantes a una plaza de formación sanitaria especializada la intriga por lo que pasará este sábado 25 de enero está muy presente entre los futuros médicos. Tanto es así que aquellos que los que se presentaron en convocatorias anteriores se animan a mandar mensajes de ánimo y a dar últimos consejos como la ‘voz de la experiencia’ que son.

Un ejemplo ha sido el emotivo texto que ha compartido una residente de primer año a través de su perfil de Instagram. Todo ello con el propósito de estimular a los aspirantes a una plaza MIR que llevan meses y meses de estudio y simulacros.

“El examen MIR es en unos pocos días y quería transmitir unas palabras de ánimo. Por mí, por vosotros/as. Por la persona que fui, la que soy ahora, la que seré en el futuro y todos/as aquellos/as que me han impulsado hacia la evolución a lo largo del camino. Ahora me toca a mí devolver el favor”, ha comenzado su texto la R1 Iratxe Ratón Zulueta.


"Sé que la nota importa, pero no importa tanto como para definir quién eres"


Las dudas sobre qué especialidad escoger o la inseguridad acerca de si se conseguirá alcanzar la especialidad anhelada es algo que esta residente recuerda en su texto de Instagram. “No tengo ni ‘pajolera’ idea de cómo te va a salir el MIR. No sé si vas a acabar en un lugar que jamás te imaginaste y que, sin embargo, te hace feliz. No sé si te verás obligado/a a repetir el examen”, ha manifestado.

Es por ello que ha añadido que “lo que sí sé es que eres médica/o como yo” recordando que los aspirantes han invertido años de estudio “en sentar el culo en la silla y estudiar, estudiar y estudiar. “Sé que el MIR te ha costado (te está costando) más de lo que quieres/puedes admitir. Sé que tienes miedo. Yo lo tenía también”, ha añadido esta facultativa que también tiene un blog en el que (en su momento) compartió su experiencia con el MIR.

Otra de las cuestiones que también ha recordado ha sido el desgaste mental al que se han visto los estudiantes después de los largos meses de preparación de la prueba llegando a sentirse desmotivados. “Has sido tú la/el que ha decidido levantarse cada mañana y volver una y otra vez a los libros y apuntes. Madrugar para las clases. Soportar los largos simulacros. Llorar de agotamiento, frustración, ansiedad, miedo, enfado… secarte las lágrimas y regresar al escritorio de nuevo”, ha precisado.

Para concluir su texto, que también se ha compartido desde otras redes sociales como Twitter, esta médica ha cerrado con una reflexión final. “Sé que la nota importa pero no importa tanto como para definir quién eres. Quién serás. Si te mereces o no tu propio reconocimiento. Eso depende de ti, no de ella. Aunque se nos olvide (a mí la primera). Así que por si acaso te lo vuelvo a repetir: salga como salga, ya eres la/el número 1 de tu(s) MIR(es)”, ha sentenciado.


El examen MIR es en unos pocos días. Y quería transmitir unas palabras de ánimo. Por mí, por vosotros/as. Por la persona que fui, la que soy ahora, la que seré en el futuro y todos/as aquellos/as que me han impulsado hacia la evolución a lo largo del camino. Ahora me toca a mí devolver el favor Total, que quería dedicaros unas palabras de ánimo. Y, como casi siempre me ocurre, creo sinceramente que la honestidad es mi mejor arma. Entre tú y yo. No tengo ni pajolera idea de cómo te va a salir el MIR. No sé si vas a conseguir la plaza que sueñas. No sé ni si sueñas con una plaza. No sé si vas a acabar en un lugar que jamás te imaginaste y que sin embargo te hace feliz. No sé si te verás obligado/a a repetir el examen. Si lo decidirás por cuenta propia. No sé nada de todo esto. Lo que sí sé es que eres médica/o, como yo. Que has invertido seis o más años de tu vida en sentar el culo en la silla y estudiar, estudiar, estudiar... Que sabes esforzarte. Que trabajas. Y que sueñas. Sé que el MIR te ha costado (te está costando) más de lo que quieres/puedes admitir. Sé que tienes miedo. Yo lo tenía también. Y sé que seguramente no eres del todo consciente de todo esto, aunque en tu fuero interno lo sepas. Pero lo que no sé si sabes es que YA eres el/la número uno de tu(s) MIR(es). Has sido tú la/el que ha decidido levantarse cada mañana y volver una y otra vez a los libros y apuntes. Madrugar para las clases. Soportar los largos simulacros. Llorar de agotamiento, frustración, ansiedad, miedo, enfado... secarte las lágrimas y regresar al escritorio de nuevo. Eso es TUYO. Y ya sé que la nota importa. Pero no importa tanto como para definir quién eres. Quién serás. Si te mereces o no tu propio reconocimiento. Eso depende de ti, no de ella. Aunque se nos olvide, todo el tiempo (a mí la primera). Así que por si acaso te lo vuelvo a repetir. Salga como salga, YA ERES LA/EL NÚMERO UNO DE TU(s) MIR(es). . . . . Dedicado a @_irem2__, que me levantó del suelo desinteresadamente una y otra vez durante la carrera y el MIR. Con :)

Una publicación compartida de Iratxe Ratón | MD | Spain (@doctoramouseyoga) el


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.