22 de agosto de 2017 | Actualizado: Martes a las 12:50
Empresas > Tecnología

Tecnología 'low cost' al servicio de la cirugía en zonas con pocos recursos

Los investigadores creen que podría sustituir al Da Vinci en algunas laparoscopias

Shorya Awtar, profesor de ingeniería mecánica de la Universidad de Michigan con el FlexDex.
Tecnología 'low cost' al servicio de la cirugía en zonas con pocos recursos
Redacción
Martes, 07 de marzo de 2017, a las 09:25
Los cirujanos de centros sanitarios pequeños, de hospitales remotos o de zonas con pocos recursos, tienen un nuevo aliado en el quirófano. FlexDex es un dispositivo cuyo coste es inferior a los 500 euros, especializado en pequeñas incisiones y suturas, que colocado en el brazo del cirujano, opera como una extensión de éste.

Esta herramienta puede sustituir algunas de las funciones que se realizan actualmente con un sistema robótico que cuesta casi dos millones de euros (Da Vinci). Las reparaciones de hernia, histerectomías y prostatectomías son algunas de los procedimientos que podría resolver, según los investigadores de la Universidad de Michigan que han desarrollado el sistema.

Un robot sin chips informáticos

Los profesores de la Universidad de Michigan Jim Geiger, cirujano pediátrico, y Shorya Awtar, ingeniera mecánica, han sido los responsables de desarrollar este dispositivo cuasi robótico, ya que en realidad carece de motor y chips informáticos.  El dispositivo ha sido utilizado por primera vez en una cirugía abdominal en el Sistema de Salud de la Universidad de Michigan.

Las cirugías robóticas son una opción de intervención avanzada para casos poco invasivos, conocidos como laparoscopias, que necesitan incisiones más pequeñas. Las herramientas que se utilizan tradicionalmente en laparoscopias limitan los movimientos de los cirujanos ya que se mueven en dirección opuesta a las manos del especialista. Sin embargo el sistema Da Vinci, evita esos problemas. Además, el nuevo instrumento también se mueve en la misma dirección que el brazo del cirujano, lo que ofrece mayor precisión y maniobrabilidad al cirujano.

El Da Vinci es el único sistema quirúrgico robótico aprobado por la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos, pero su precio de casi dos millones de euros lo aleja del alcance de hospitales más pequeños o de países en desarrollo. Por esa razón, el nuevo dispositivo abre las puertas a la cirugía en zonas con pocos recursos.