El uso de la ecografía intervencionista ahorra costes al sistema

Además, permite disminuir la espera quirúrgica

mié 22 enero 2014. 15.45H
Redacción. Madrid
La ecografía intervencionista permite realizar “de forma barata y mínimamente invasiva” procedimientos que de otra manera requerirían cirugía reglada o costosos tratamientos, según han destacado la Sociedad Española de Ultrasonidos (SEUS) y la Sociedad de Radiología Vascular e Intervencionista (Servei), ambas integradas en la Sociedad Española de Radiología Médica (Seram).

Así, ambas sociedades han destacado que estas técnicas sustituyen cirugías y se realizan de forma muy económica, con medios sencillos y con un impacto menor en el coste sanitario. Estas son las razones por las que el uso del intervencionismo ecoguiado se ha incrementado en los últimos años, no solo en lo que respecta a la cantidad de procedimientos realizados, sino también a sus indicaciones.

Según ha destacado el jefe de Sección de Radiología en el Hospital de Basurto y director del I Curso de Ecografía Intervencionista organizado por la Seus y la Servei, Jusé Luis del Cura, “el uso de las técnicas de ecografía intervencionista ahorra importantes costes al sistema sanitario y disminuye las listas de espera quirúrgica; por ejemplo, hoy podemos hacer directamente una biopsia a un paciente en el mismo acto en el que lo estamos explorando y así evitar que tenga que ir a una nueva prueba diagnóstica”.

Además, Del Cura ha apuntado que “es la técnica de guía ideal: no radia, es barata y permite acceder a la mayor parte de las estructuras del organismo”. Además, “permite realizar procedimientos médicos con control en tiempo real de los instrumentos usados”. Su única limitación, ha recordado el especialista, “es la imposibilidad de atravesar estructuras aéreas y óseas, lo que restringe su uso en diversas áreas del cuerpo, especialmente el tórax y el hueso”.