Se trata de unas pizzas de la marca Buitoni, del citado grupo, que habrían afectado a 75 menores en Francia

Mueren 2 niños por síndrome hemolítico urémico tras tomar productos Nestlé
Sede de Nestlé.


31 mar 2022. 18.45H
SE LEE EN 3 minutos
La Agencia de Salud Pública francesa ha pedido a la ciudadanía no consumir las pizzas Fraîch'Up de la marca italiana Buitoni (del grupo Nestlé) tras vincularlas con varias intoxicaciones de síndrome urémico hemolítico (SUH) en niños, que han provocado dos muertes. Hasta el 28 de marzo se habían notificado 75 casos de SUH en la Francia metropolitana en menores de 18 años, con una media de edad de 7 años.

En concreto, estos casos se identificaron en las regiones de Altos de Francia (16), Nueva Aquitania (11), Países del Loira (10), Isla de Francia (9), Bretaña (7), Gran Este (5), Auvernia-Ródano-Alpes (4), Provenza-Alpes-Costa Azul (3), Borgoña-Franco-Condado (2), Normandía (2) y Occitania (2).

Las investigaciones mediante análisis epidemiológicos, microbiológicos y de trazabilidad sobre los casos graves de SUH notificados comenzaron el pasado 1 de enero y confirmaron el vínculo entre varios casos registrados y el consumo de pizzas congeladas de la gama la marca del grupo Nestlé contaminadas con la bacteria Escherichia coli productora de toxinas Shiga.

Según informa la Agencia de Salud Pública del país vecino, los niños enfermos tienen entre 1 y 18 años, con una mediana de edad de 7 años. Las autoridades advierten que, después de consumir los productos afectados, es importante consultar rápidamente a un médico si, en un periodo de 10 días, presentan diarrea, dolor abdominal o vómitos; o si, dentro de los 15 días posteriores, muestran signos de gran fatiga, palidez o disminución del volumen de orina, que se vuelve más oscura.

El síndrome urémico hemolítico (SUH) es una afección grave que puede producirse cuando los pequeños vasos sanguíneos de los riñones se dañan e inflaman.

Las autoridades piden la destrucción de las pizzas


Ante esta situación, las autoridades han pedido piden a las personas que tengan estas pizzas que “no se las coman y que las destruyan”. “Se invita a cada hogar a asegurarse de que su congelador no contenga ninguno”, recomiendan en un comunicado oficial.

Asimismo, las autoridades también recomiendan a las personas que tengan en su congelador pizzas congeladas que hayan sido separadas de su caja, y cuya gama y marca no puedan ser formalmente identificadas o claramente conocidas, “no consumirlas y destruirlas”.

Como precaución, la empresa procedió el 18 de marzo a retirar todas las pizzas de la gama Fraîch'Up, marca Buitoni, comercializadas desde junio de 2021. “Las autoridades están plenamente movilizadas para garantizar la eficacia de las medidas de retirada, en particular a través de más de 10.000 comprobaciones en los distintos canales de distribución. Más allá de los controles, si los consumidores encuentran que las pizzas Fraîch'Up de la marca Buitoni todavía están en el mercado, se les invita a presentar un informe en la plataforma SignalConso”, reza el texto compartido.

No obstante, desde Nestlé España informan a este periódico de que la situación se limita a pizzas de la gama Buitoni Fraîch'Up producidas y comercializadas en Francia y que todos los productos vendidos en España son “seguros para el consumo”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.