Coronavirus: ¿quién se opera antes, un caso con cáncer o uno con Covid-19?

Los cirujanos emiten una serie de recomendaciones para decidir a quién operar primero

Eduardo García-Granero, presidente de la Asociación Española de Cirujanos.
Coronavirus: ¿quién se opera antes, un caso con cáncer o uno con Covid-19?
lun 16 marzo 2020. 17.20H
La Asociación Española de Cirujanos (AEC) ha elaborado una serie de protocolos para hacer frente a la crisis derivada de la pandemia del coronavirus Covid-19.

Entre los consejos, y para las cirugías programadas en zonas de alta afectación, recomiendan la "priorización caso a caso de los casos oncológicos, sopesando la mortalidad Covid-19 frente a mortalidad oncológica, sobre todo en pacientes de alto riesgo". 

En opinión del presidente de la Asociación, Eduardo García-Granero, “los cirujanos, como profesionales de la salud, nos vamos a encontrar inmersos de lleno en este problema dado que tenemos que seguir atendiendo circunstancias que ponen en riesgo la vida de nuestros pacientes, como la necesidad de tener que realizar intervenciones de urgencias y resolver pacientes oncológicos en el contexto de las diferentes situaciones que están surgiendo en los hospitales.

Además, vamos a tener que intervenir a pacientes con coronavirus Covid-19 positivos y, llegado el caso y la necesidad, vamos a tener que bajar a la ¨primera línea a trabajar y ayudar a nuestros compañeros”.

Facilitar la última información sobre el coronavirus


Por esta razón, de la Asociación Española de Cirujanos,  ha publicado en su página web y redes sociales una serie de recomendaciones para estos profesionales sobre el Covid-19, que se actualizará cada 48 horas, en función de la necesidad, con el fin de facilitar la última información a los interesados. 

Todas estas medidas, señala la Asociación, "tienen como finalidad, proteger a los pacientes ingresados y al personal sanitario de los riesgos de la infección por SARS Cov -2 y asegurar la actividad asistencial vital en estos momentos, así como determinar la forma de actuación en quirófano ante la situación que tener que intervenir a pacientes Covid-19 positivo o en aislamiento".

Servicios con alta afectación por coronavirus


El primero de los documentos aporta una serie de recomendaciones generales a actuacion y organizacion a Servicios de Cirugía en zonas con ALTA afectación por el COVID-19.


El cirujano que no tenga una actividad asignada o la haya finalizado, permanecerá en su domicilio para reducir exposiciones y contagio


Entre las pautas generales destaca que "la actividad habitual del servicio se verá reducida por el descenso de la actividad ordinaria, por lo que el cirujano que no tenga una actividad asignada o la haya finalizado, permanecerá en su domicilio para reducir exposiciones y contagio y estará disponible para cualquier emergencia".

Sobre la cirugía programada, "se recomienda la suspensión de toda la actividad quirúrgica programada (incluyendo CMA, ambulantes y patología benigna) no oncológica (pudiéndose individualizar algunos casos) y priorización caso a caso de los casos oncológicos (sopesar mortalidad Covid-19 frente a mortalidad oncológica, sobre todo en pacientes de alto riesgo). Además, "se dará preferencia a los enfermos que no precisen ingreso en UCI tras cirugía":

En cuanto a la hospitalización y atención a pacientes ingresados con Covid-19, se recomienda la "valoración por un solo cirujano y con las medidas de protección establecidas por la entidad correspondiente", así como que "todo paciente hospitalizado quirúrgico con síntomas respiratorios llevará mascarilla quirúrgica y se dará parte al Servicio de Medicina Preventiva".

Servicios con baja afectación por coronavirus


Como pautas generales en las zonas donde la afectación por coronavirus es baja, el protocolo señala que "todos los facultativos y MIR deben estar localizados y disponibles para poder colaborar en la asistencia sanitaria o si fuera necesario cubrir a un compañero por baja inesperada o cuarentena".

Además, recomienda "valorar dividir el servicio en grupos que no coincidan entre sí o incluso establecer turnos de trabajo en periodos de 7-15 dias para evitar la rápida propagación de un contagio entre el personal del servicio".


En cuanto a la hospitalización, se aconseja "reducir al máximo la coincidencia de facultativos en la misma sala"


Para las cirugías programas en estas zonas, los documentos recomiendan "revisar todas las cirugías electivas programadas para minimizar, posponer o cancelar las intervenciones no imprescindibles hasta que el pico de la epidemia se considere superado", además de "cancelar todas las intervenciones de cirugía menor o cirugía mayor ambulatoria no oncológica" y "programar únicamente los procedimientos que en caso de posponerse pusieran en peligro de forma inminente la vida del paciente o provocasen secuelas significativas". 

Para las consultas externas, se insta a "valorar la transformación en consulta telefónica todas las citas posibles" en los casos en los que dicha demora no ponga en peligro la vida del paciente o pueda provocar secuelas, así como "contactar telefónicamente con los pacientes para dar los resultados de análisis anatomopatológicos, pruebas de laboratorio o pruebas radiológicas y evitar visitas innecesarias de pacientes al hospital".

En cuanto a la hospitalización, se aconseja "reducir al máximo la coincidencia de facultativos en la misma sala y fomentar que un mismo grupo reducido de facultativos pase visita a todos los pacientes ingresados al menos durante una semana y el resto no entren en contacto con los pacientes hospitalizados". 





Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.