Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Martes a las 18:45
Empresas > Privada

El Instituto Oncológico Baselga amplía su espacio de Ruber Juan Bravo

Tras un año de funcionamiento, el instituto reforma sus instalaciones de la octava planta del hospital privado

Instalaciones del Ruber Juan Bravo.
El Instituto Oncológico Baselga amplía su espacio de Ruber Juan Bravo
Redacción
Jueves, 06 de abril de 2017, a las 16:00
El Instituto Oncológico Baselga amplía sus instalaciones en el Complejo Hospitalario Ruber Juan Bravo para ofrecer una mejor atención a los pacientes oncológicos. Desde que comenzara su andadura en marzo de 2016, este instituto cuenta ya con un equipo de seis especialistas en cáncer liderados por Javier Cortés Castán.

Tras un año de funcionamiento, y habida cuenta del incremento de la actividad, se ha considerado conveniente reformar las instalaciones de la 8ª planta de Ruber Juan Bravo 39, ampliando el espacio que ocupaba el IOB, que hasta ahora compartía espacio con el Hospital de Día Quirúrgico. Gracias a esta ampliación el IOB ocupa ahora toda la planta con un espacio de atención compuesto por cinco consultas médicas y 14 puestos de tratamiento para los pacientes oncológicos.

Notable incremento de actividad

El Instituto Oncológico Baselga ha atendido, en 2016 más de 1.680 consultas, realizando un total de 573 tratamientos; en el primer trimestre de 2017 se han atenido ya 643 consultas y se han realizado 420 tratamientos, lo que indica claramente el incremento de pacientes atendidos en tan sólo un año de funcionamiento.

Tal y como destacan Javier Cortés yEsther Holgado, la seña de identidad del IOB desde su creación ha sido ofrecer los mejores tratamientos oncológicos desde el punto de vista asistencial en cuanto a innovación, investigación y cuidado de los pacientes.

“La Oncología está experimentando un rápido desarrollo en los últimos años, gracias a la aparición de nuevos tratamientos que se unen a la quimioterapia; tratamientos ‘diana’ o personalizados, dirigidos contra zonas específicas de las células cancerígenas, como la inmunología, gracias a la aparición de nuevos fármacos que permiten que el sistema inmunológico del paciente ataque al tumor. Estos tratamientos están ya aprobados para diversas patologías y en desarrollo clínico en muchas otras. Nuestros pacientes deben acceder al mejor tratamiento posible y, siempre que podamos ofrecérselo porque esté en indicación, porque realmente sean beneficiosos para ellos, los van a recibir”, destacan los expertos.