Los principales expertos exponen la necesidad de aunar recursos para potenciar la calidad del sistema sanitario español

"Debemos reformular la compatibilidad de médicos entre pública y privada"
Ponentes en la mesa redonda sobre el sector de la salud en Andalucía desde la mirada del ámbito público, el privado, y el de los profesionales.


28 abr 2022. 11.40H
SE LEE EN 5 minutos
La sanidad debe estar unida. Así lo han defendido los principales expertos en la mesa redonda sobre el sector de la salud en Andalucía desde la mirada del ámbito público, el privado, y el de los profesionales. 

En el encuentro, celebrado en las instalaciones de ESIC Sevilla, han participado Catalina García, viceconsejera de Salud y Familias en Junta de Andalucía, junto a Alfonso Carmona, presidente del Colegio de Médicos de Sevilla y, desde el ámbito privado Marta Villanueva, directora general de Fundación IDIS y Carlos Rus, presidente de la Alianza de la Sanidad Privada Española (ASPE), una oportunidad para sumar experiencias desde ambos sectores y corroborar la necesidad de sumar esfuerzos. El marco del debate, moderado por Victoria Herrera, se ha centrado en la importancia de formar a nuevos profesionales de la gestion, con la presentación por parte de José Luis Gutiérrez, director programa de Dirección y Gestión de Empresas de Salud (Psalud, de ESIC Sevilla), de la segunda edición del título en esta materia.  

Así, desde la Junta de Andalucía, Catalina García ha subrayado el trabajo realizado para permitir la compatibilidad entre el ejercicio profesional, marcando las fortalezas y debilidades que ha supuesto el Covid-19 en la gestión sanitaria, donde la suma de la privada ha permitido atender y dar respuesta a las necesidades reales. "La sanidad debe ponerse delante de un espejo para ver qué podemos aprovechar de lo aprendido", ha destacado García, marcando como principal fortaleza la suma de todos los profesionales.

La experiencia directa de los médicos ha estado reflejada por las palabras de Carmona, quien ha señalado la urgencia de dar respuesta a la demanda de médicos en toda España, "mejorando los salarios y dando el reconocimiento que necesitan", siendo la cooperación entre la sanidad pública y privada una oportunidad para "para cambiar y mejorar, quiero diálogo y nos sentemos para buscar soluciones".

La cooperación y compatibilidad también ha sido pilar de la defensa de Marta Villanueva, quien ha destacado por su parte los datos que aporta la privada a la sanidad, subrayando el esfuerzo que desde la Fundación IDIS se lleva a cabo para la creación de una historia clínica única digital. "Es un derecho de los ciudadanos tener su historia clínica independiente de donde se hayan hecho las pruebas", ha destacado Villanueva.

Por su parte, Carlos Rus ha expuesto ante los presentes la necesidad de sumar diálogo con todos los implicados, manifestando la necesidad de "tratar la sanidad privada y sus retos por nosotros mismos y después trasladarlo al debate con la pública. "Hay una escasez de médicos al que hay que dar respuesta a través de una reformulación del modelo de compatibilidades y fomentando la homologación", ha destacado Rus, señalando además la importancia de atender el "actual modelo de seguros", que permitan actualizar las retribuciones y la calidad asistencial en base a la realidad social.

Un sistema sanitario "sin apellidos"


Desde la sanidad privada inciden en la necesidad de mejorar la comunicación tanto de forma interna como con el sector privado. Así, Tal y como ha destacado Marta Villanueva "la cooperación y coordinación entre las comunidades autónomas y la colaboración entre el sistema público y privado es esencial", pues con 9.8 millones de españoles con seguro privado la gestión de ambos modelos debe ir de la mano y encontrar puntos comunes para beneficiar a la ciudadanía en general.

Un punto de vista donde la economía juega un papel clave, pues "el gasto sanitario privado en España es elevadísimo, ha crecido un 3.2 por ciento en los últimos 10 años", ha cifrado Villanueva, destacando que "no podemos dejar de lado esta realidad" que debe entenderse como un todo a la hora de conformar un sistema "sin apellidos, donde empecemos a sumar los recursos para que la eficiencia y eficacia de la sanidad sea la mejor".

En esta línea, desde ASPE, Rus también ha puesto el foco en el papel que juega la política ante la sanidad privada, donde no puede "atacar" a un sector que moviliza a más de 360.000 profesionales y gestiona un pilar base en la asistencia en salud el país.

De forma interna, Rus también ha destacado que el sector privado también debe atender a un pacto entre "los agentes privados que lo conformamos, donde reelaboremos códigos y busquemos principios y compromisos, para posteriormente presentar la petición de respaldo público". Así, desde ASPE han insistido en el papel que actualmente juegan las aseguradoras en la sanidad privada, "no arreglamos coches, sino personas. Los seguros de salud son nuestros aliados y hay que enfocarse en el paciente para prestar la mejor calidad".

Así, Rus ha querido recalcar cómo el futuro de la sanidad privada debe atender retos tan emergentes como la atracción de médicos y su retención con mejores condiciones retributivas, la restructuración del modelo de competencias profesionales que permitan al sector sanitario según sus habilidades e impulsar la homologación de títulos, una vía directa para dar respuesta a la emergencia de falta de trabajadores que hay tanto en la privada com en la pública.
Las informaciones publicadas en Redacción Médica contienen afirmaciones, datos y declaraciones procedentes de instituciones oficiales y profesionales sanitarios. No obstante, ante cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su especialista sanitario correspondiente.