14 dic 2018 | Actualizado: 21:45

Vall d'Hebron, pionero en España en usar imanes en operaciones pediátricas

La nueva técnica utilizada por el hospital permite el movimiento de las vísceras de forma mínimamente invasiva

Un momento de la intervención (Hospital Vall d'Hebron).
Vall d'Hebron, pionero en España en usar imanes en operaciones pediátricas
lun 12 noviembre 2018. 10.40H
El Servicio de Cirugía Pediátrica del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona es el primero de España en utilizar imanes para realizar intervenciones quirúrgicas en edad pediátrica. Se trata de una nueva técnica que permite el movimiento de las vísceras de forma mínimamente invasiva y menos agresiva que las habituales, y que se puede usar en un gran número de cirugías sin dejar cicatrices visibles, ha informado el hospital en un comunicado.

Hasta ahora se han realizado con esta técnica intervenciones digestivas, torácicas, urológicas y oncológicas, como la colecistectomía o extracción de la vesícula biliar, siempre con éxito y sin complicaciones quirúrgicas.

La nueva técnica consiste en la introducción en el cuerpo de unos pequeños imanes con pinzas que permiten coger y mover las vísceras con la ayuda de un imán exterior fijado a la mesa de operaciones, que se puede mover en cualquier dirección.

La introducción del instrumental se hace a través de un puerto quirúrgico de 10 milímetros o mediante una única incisión de la misma longitud a través del ombligo que queda escondida en esto, y los cirujanos consiguen una mejor exposición de los tejidos sobre los que intervienen.

La ejecución quirúrgica es más segura


El jefe de Sección de Cirugía Digestiva y Torácica Pediátricas, Carles Giné, ha señalado que cuando se exponen mejor los tejidos, como permiten los imanes, la ejecución quirúrgica "es más precisa y, por lo tanto, más segura para el paciente".


Esta cirugía reduce el dolor postoperatorio y mejora el resultado estético para el paciente


La ventaja de la cirugía con imanes es que permite mover y separar las víscenas de una forma más sencilla y menos invasiva y reduce el dolor postoperatorio, mientras que en la cirugía tradicional es necesario introducir más instrumental.

Los cirujanos de la Vall d'Hebron trabajan para reducir todavía más las dimensiones de los imanes -de 10 milímetros de diámetro- y en la adaptación de otros instrumentos, con el objetivo de lograr cirugías menos agresivas y obtener un mejor resultado estético para el paciente.

"Posibilidades inmensas"


Giné ha afirmado que se trata de una técnica naciente en España y que quieren desarrollarla al máximo: "Las posibilidades que se abren con esta tecnología son inmensas". Por eso, considera que será una práctica habitual.

Esta tecnología llegó de la mano de su creador, Guillermo Domínguez, de la Fundación Argentina de Buenos Aires, que en noviembre de 2016 realizó cirugías de este tipo con los miembros del equipo de Cirugía Pediátrica de Vall d'Hebron.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.