19 de octubre de 2017 | Actualizado: Miércoles a las 20:30
Especialidades > Neurología

Una nueva app para sanitarios mejora el tiempo de respuesta ante el ictus

Tres hospitales catalanes crean una aplicación para cronometrar el tiempo de asistencia a un paciente que sufre un ictus

Una nueva app para sanitarios mejora el tiempo de respuesta ante el ictus
Redacción
Viernes, 28 de abril de 2017, a las 12:30
Los hospitales catalanes Vall d'Hebron, Can Ruti y Bellvitge han puesto en marcha una nueva aplicación móvil que permite cronometrar de forma precisa el tiempo de asistencia en el hospital a un paciente que ha sufrido un ictus. El objetivo de esta app –que recibe el nombre de MetrICS– es medir los tiempos de las actuaciones que se llevan a cabo en el protocolo de esta enfermedad en los hospitales, y así tener un registro puntual de las variables comunes para su estudio y mejora.

La aplicación la podrán usar los profesionales médicos, especialmente los neurólogos, de los hospitales que dan asistencia directa a los pacientes ingresados con diagnóstico de ictus para registrar las actuaciones que consideren, como los tiempos de las pruebas diagnósticas y la medicación.

También permitirá que los profesionales puedan acceder a la relación de pacientes ingresados en Urgencias con diagnóstico de ictus en todo momento, modificar los datos y generar informes con toda la información recogida.

La enfermedad cerebrovascular o ictus es la segunda causa de muerte en Cataluña y la principal causa de discapacidad en la comunidad. Además, provoca más de 13.000 ingresos hospitalarios al año, lo que significa que se produce un ictus cada 40 segundos.

Compatible con Android y IOS

Al ser una aplicación compatible con teléfonos móviles y tablets con sistema operativo Android y IOS se podrá utilizar de forma itinerante dentro de las instalaciones hospitalarias.

MetrICS es una app móvil desarrollada en una primera versión por los neurólogos del Hospital Universitario Germans Trias i Pujol, Can Ruti, de Badalona (Barcelona). Superada la primera fase piloto, se han incorporado al proyecto el Hospital Universitario de Bellvitge, de l'Hospitalet de Llobregat (Barcelona), y el Hospital Universitario Vall d'Hebron, de Barcelona.