26 de junio de 2017 | Actualizado: Lunes a las 19:05
Especialidades > Medicina Interna

"El futuro de la sanidad está en manos de los médicos generalistas"

Francisco Del Busto, consejero de Sanidad de Asturias

Antonio Zapatero, Rubén Rosón Fernández (consejero de Economía y Empleo de Oviedo), Francisco del Busto, Salvador Tranche y Covadonga Monte (presidente Comité Organizador).
"El futuro de la sanidad está en manos de los médicos generalistas"
Jueves, 02 de marzo de 2017, a las 22:20
Los médicos de Medicina Interna y de Familia han acaparado la atención de los representantes políticos a cuenta de su influencia en la Estrategia Nacional de Enfermedades Crónicas, que lidera el Ministerio de Sanidad y que exige líderes provistos de conocimientos tanto científicos como clínicos y de gestión, facultad de ambas especialidades.
 
Así lo ha reconocido, durante la inauguración del IX Congreso Nacional de Atención Sanitaria al Paciente Crónico, el consejero de Sanidad de Asturias, Francisco del Busto, quien ha confesado que “los ciclos políticos” interrumpen la planificación estratégica de esta clase de pacientes y, por esa razón, “son los profesionales los que deben ahondar en los indicadores de que se dispone” para dar con una solución al problema, incluido el financiero, por lo que son ellos los que tienen la llave del futuro del Sistema Nacional de Salud (SNS).
 
En esta misma línea, el presidente de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), Antonio Zapatero, ha criticado el desajuste general, en el contexto político autonómico, a la hora de coordinar la atención del paciente crónico, pues su evolución cambiante a menudo le lleva a rotar tanto por los centros de salud como por los más diversos servicios hospitalarios cuando una información bien gestionada enmendaría ese periplo reduciéndolo a lo necesario y eficiente.

Una concepción "generalista" de paciente
 
“La concepción generalista de paciente es algo que compartimos con Familia, y esto lleva consigo un desafío o reto para diseñar la estrategia de crónicos que, a veces, no avanza lo suficiente”, ha señalado.

“Desde mi punto de vista, estamos a tiempo de hacerlo sin merma del actual sistema sanitario, pero hemos de analizar la realidad y presentar planes concretos de actuación en el menor tiempo posible, todo ello a partir del intercambio de experiencias y conocimientos”, ha razonado, ya que, en su opinión, “en efecto faltan recursos y existen dudas razonables del sostenimiento del sistema, pero eso no impide que sea imprescindible atender a los enfermos crónicos”.
 
Por su parte, el presidente de Semfyc, Salvador Tranche, ha reprochado a los agentes sanitarios “la pérdida de interés, en los últimos meses, frente a la estrategia nacional de cronicidad”, algo que él al menos ha percibido.
 
“En ese contexto, hay evidencias recientes que prueban la fortaleza de la Atención Primaria, eslabón muy resolutivo tal como se deduce de un estudio publicado en British Medical Journal con 230.000 pacientes en el que se demostrado una relación directa entre el ahorro sanitario y la labor de los médicos de Familia en determinadas condiciones”, ha resuelto.