22 de junio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 14:50
Empresas > Industria

Próximo campo de batalla en hepatitis C: impedir la infección activa

Para ello, se ha puesto en marcha el Proyecto Focos Primarios

Javier Crespo.
Próximo campo de batalla en hepatitis C: impedir la infección activa
Redacción
Lunes, 13 de noviembre de 2017, a las 12:20
Uno de los objetivos planteados por la OMS es la eliminación de la hepatitis C para el año 2030. Por tanto, una de las estrategias clave es el abordaje de los focos primarios de la infección referidos a grupos con infección activa con prevalencia alta y prácticas de riesgo que implican una mayor diseminación de la enfermedad y una mayor probabilidad de reinfección. Dentro de este colectivo se encontrarían los usuarios de drogas inyectables, la población reclusa o la población con determinadas prácticas sexuales de riesgo.
 
Ante la importancia de esta población, se ha creado el Proyecto Focos Primarios, dirigido por Javier Crespo, jefe del Servicio de Gastroenterología y Hepatología del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, de Santander, y que se enmarca dentro de la Cátedra de Enfermedades Infecciosas y Vacunología Universidad Rey Juan Carlos URJC-MSD y la Cátedra Extraordinaria de Salud, Crecimiento y Sostenibilidad MSD- UIMP (Universidad Internacional Menéndez Pelayo).
 
El proyecto consiste en la celebración de diversas reuniones para evaluar las estrategias sanitarias necesarias en los focos primarios de la infección por hepatitis C. En la primera reunión, celebrada recientemente en Madrid, participaron epidemiólogos, hepatólogos, infectólogos, expertos en patología dual, médicos de Atención Primaria, microbiólogos, especialistas en Sanidad Penitenciaria, así como representantes de sociedades científicas y asociaciones de pacientes. Además, estuvieron presentes representantes de las administraciones públicas que trabajan en la organización asistencial de las comunidades autónomas.

Control de la enfermedad
 
“Los focos primarios representan un grupo de personas no muy numeroso pero de máxima importancia para el control de la hepatitis C ya que actualmente es en ellos en quienes se detectan la mayor parte de los nuevos casos de infección”, explica Crespo. Se trata de personas con un riesgo de reinfección elevado debido a la realización de diversas prácticas, de las que probablemente desconocen el riesgo que conllevan de infección por hepatitis C.
 
Crespo destaca la relevancia de este tipo de reuniones para concienciar sobre el abordaje para sensibilizar, prevenir y elaborar planes específicos para estas poblaciones de riesgo. “En España hay un consenso claro sobre la importancia de tratar a los pacientes con hepatitis C para eliminar la enfermedad -destaca el experto- pero esa eliminación de la enfermedad no es posible sin el abordaje de los focos primarios por parte de las administraciones sanitarias y los especialistas en Salud Pública”.
 
“Los últimos estudios epidemiológicos demuestran que la prevalencia de anticuerpos frente al VHC en España es del 1,2 por ciento,  sin embargo, la prevalencia de enfermedad activa (con presencia del virus en la sangre) es del 0,4 por ciento, cifras muy inferiores a las que se han manejado hasta hace unos meses”, señala el Dr. Crespo.
 
El virus que se  transmite  principalmente  por  sangre, por la exposición a través de mucosas y fluidos infectados con el virus. El Plan Estratégico para el abordaje de la Hepatitis C en el SNS (Peahc), puesto en marcha  en España tras el acuerdo  alcanzado  en  el Pleno  del Consejo  Interterritorial del  SNS  en  marzo de 2015 ha permitido tratar hasta el 31 de marzo de 2017 a un total de 74.276 pacientes.