14 nov 2018 | Actualizado: 19:10

Los MIR priorizan las especialidades con salida laboral

Dermatología y Cirugía Plástica, las dos favoritas en 2016

José Ramón Arribas, jefe de la Unidad de Enfermedades Infecciosas del Hospital La Paz-Carlos III de Madrid.
Los MIR priorizan las especialidades con salida laboral
lun 02 mayo 2016. 15.50H
@JavierBarbado
Los futuros médicos prefieren las especialidades que les garantizan un puesto de trabajo bien remunerado al concluir su residencia, una tendencia inequívoca si se repara en las plazas hospitalarias escogidas este año para cursar la formación MIR, mucho más orientadas a la práctica instrumental y más proclives a su ejercicio en el ámbito de la sanidad privada, por lo general mejor retribuida que la pública.

Así se deduce si se repasan los resultados de las plazas escogidas por los médicos que obtienen los mejores números del examen MIR, incluidos los de este año, donde las diez especialidades favoritas según estas coordenadas son Dermatología, Cirugía Plástica y Reparadora, Cardiología, Cirugía Oral y Maxilofacial, Cirugía Pediátrica, Aparato Digestivo, Neurología, Neurocirugía, Cirugía Ortopédica y Pediatría.

En efecto, hace 30 años la Dermatología y la Cirugía Maxilofacial se despreciaban y, en cambio, otras como la Medicina Interna se situaba siempre entre los cien primeros MIR (esta especialidad ha cubierto su cupo de plazas este viernes día 29 cuando el reparto comenzó a efectuarse el miércoles 20 de abril); hoy, en cambio, reinan las primeras con la constante histórica, eso sí, de la Cardiología, tal vez por la pátina o atractivo de su componente instrumental electrofisiológico, según la perspectiva de profesionales médicos consultados por este periódico.

El internista Juan González.

Otras fuentes con las que ha conversado Redacción Médica apuntan en una dirección parecida, caso de José Ramón Arribas, jefe de la Unidad de Enfermedades Infecciosas del Hospital La Paz-Carlos III de Madrid, quien ha aludido a su experiencia formativa en Estados Unidos (donde cursó algunos de sus años como médico residente) para advertir de que esa tendencia de la Medicina española a ensalzar las especialidades más seguras desde el punto de vista laboral tiene lugar, de forma idéntica, en aquel país, donde también quedan plazas por cubrir.

“Antes era un poco más vocacional, pero también me parece muy legítimo que se opte por aquello que da más posibilidades de encontrar trabajo una vez se acaba la residencia”, ha reflexionado.

Asimismo, da su particular versión de por qué se mantiene fijo el éxito de Cardiología entre los médicos primerizos: “Siempre ha sido una especialidad muy atractiva precisamente porque mezcla la parte cognitiva con la instrumental; en general, se tiende a desechar especialidades más cognitivas e intelectuales” como serían la Psiquiatría o la propia Medicina Interna.

Por su parte, Juan González, jefe de Sección de Medicina Interna del Hospital La Paz de Madrid, corrobora que los médicos jóvenes prefieren las especialidades menos generalistas y más tecnificadas porque limitan la ingente cantidad de conocimientos a un área específica y confirman la fragmentación del conocimiento médico. Y, además, se trata de disciplinas que demanda la sociedad.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.