Redacción Médica
15 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Conocimiento > Formación

La Complutense aplaza la fusión de las facultades de Medicina y Enfermería

El Consejo de Gobierno ha aprobado su nuevo mapa de departamentos que los reduce casi en un 50%

El rector de la UCM, Carlos Andradas.
La Complutense aplaza la fusión de las facultades de Medicina y Enfermería
Nacho Cortés
Miércoles, 19 de julio de 2017, a las 11:10
El plan rectoral de restructuración de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) podría quedarse a medio gas. Sus 26 facultades, por el momento, no se convertirán en 17, como así se establecía en el borrador inicial del proyecto. Por tanto, la posible fusión de los centros de Medicina y Enfermería queda aplazada según han explicado a Redacción Médica fuentes de la UCM: "La reorganización que se ha aprobado es exclusivamente a nivel departamental. De este modo, todavía tenemos un año por delante para gestionarla y, mientras, podría pasar cualquier cosa o producirse nuevos cambios".

El Consejo de Gobierno de la Complutense ha aprobado por abrumadora mayoría su nuevo mapa de departamentos que simplifica la estructura organizativa y optimiza el modelo de gestión. De este modo, los 184 departamentos se reducen casi a la mitad pasando a ser 94.

El nuevo mapa, que ha cosechado 42 votos favorables, frente a 2 abstenciones y 2 votos en contra. La universidad madrileña pretende así "fortalecer su estructura departamental con departamentos más grandes y potentes", "mejorar la organización docente", "fomentar la cooperación interdisciplinar y transversal entre los diversos centros" y "disminuir la actual fragmentación de las áreas y ámbitos de conocimiento".

La reordenación de la UCM tiene como objetivo garantizar la asistencia de gestión para todos los departamentos y abrir posibilidades a nuevos apoyos a la gestión académica. Asimismo permitirá a la institución un ahorro anual de unos 600.000 euros, que se destinarán, preferentemente, a reforzar y atender las nuevas estructuras resultantes, y supone también la recuperación para la docencia y la investigación del equivalente a unos 80 profesores a tiempo completo.

Este mapa será ratificado en septiembre en el Consejo de Gobierno con el objetivo de dar posibilidad a las pequeñas reorganizaciones internas que puedan surgir. La implantación del nuevo mapa organizativo se llevará a cabo mediante la aprobación definitiva de los nuevos departamentos en el primer semestre del curso 2017-2018 para estar completamente operativo para la planificación del curso 2018-2019 y se enmarca dentro del proyecto general de reordenación de las estructuras y los servicios administrativos de la Universidad Complutense.