Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 13:50
Conocimiento > Formación

El tronco de Imagen Clínica, a falta de revisión

Como los demás troncos, mantiene un ritmo de trabajo exigente, con unos plazos muy ajustados impulsados desde Sanidad.

El tronco de Imagen Clínica, a falta de revisión
José A. Puglisi
Miércoles, 02 de marzo de 2016, a las 16:10
La troncalidad avanza según el cronograma establecido. La comisión delegada troncal de Imagen Clínica está terminando de definir el listado de competencias básicas que los residentes deberán adquirir en los dos primeros años de formación especializada, siendo un paso prioritario, ya que “en el actual modelo, primero se definen las competencias y, posteriormente, se establece cómo aplicarlas dentro del modelo formativo”, indica Jesús Pueyo, miembro de la comisión delegada troncal, a Redacción Médica.

Las competencias del tronco de Imagen Clínicas, que fueron analizadas en la reunión entre la comisión delegada y el Ministerio de Sanidad, se organizan en cuatro apartados en los que se abordan, principalmente, conocimientos técnicos y clínicos, pero “siendo más numerosas las definidas para aspectos clínicos”, aclara Pueyo.

Los siguientes pasos previstos radican en la revisión a profundidad de las competencias y dar nuevas aportaciones que, finalmente, estén en la versión definitiva del programa. A diferencia de los troncos médicos y quirúrgicos, en Imagen Clínica no se cuenta con la figura del ‘experto’ (ya que solo son dos especialidades que conforman el tronco), por lo que cuentan con canales más directos de operación y una comunicación más fluida al momento de tomar decisiones.

“Nos quedan por finalizar las competencias del periodo de formación troncal y su evaluación y, posteriormente, las Comisiones Nacionales de cada especialidad deberán definir las competencias del período específico y los correspondientes instrumentos de evaluación”, aclara a Redacción Médica la presidenta de la comisión, Francesca Pons.

Asimismo, explica que la existencia de competencias clínicas y técnicas es “lógico y razonable”, ya que “las dos especialidades que integran el Tronco de Imagen Clínica, es decir Radiodiagnóstico y Medicina Nuclear, son de aplicación clínica pero con una característica particular, que es su base tecnológica. Por este motivo, hay que tener competencias técnicas para cumplir el objetivo final que son las competencias clínicas”, indica.

Según explica Pueyo, “nosotros fuimos constituidos como comisión troncal la última semana de noviembre y lo cierto es que, desde ese momento, hemos mantenido un trabajo continuo con una buena dinámica que hace que las cosas vayan sobre los periodos pautados, sin demora". En este sentido, asegura que se han cumplido con los encargos realizados desde Sanidad para cumplir con el cronograma establecido y, si no se presenta ningún inconveniente, llevar a la implementación de la troncalidad en 2017.