Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 15:20
Conocimiento > Derecho

Ocho pautas para guiar a los sanitarios ante una agresión física o verbal

Se trata de una infografía que ha sido realizada por el Colegio de Médicos de Burgos

Es importante que los facultativos acudan a las fuerzas de seguridad.
Ocho pautas para guiar a los sanitarios ante una agresión física o verbal
Redacción
Jueves, 23 de agosto de 2018, a las 11:50
El Colegio de Médicos de Burgos ha elaborado una infografía con los ocho pasos que deben seguir los sanitarios ante cualquier tipo de agresión, ya sea física o verbal. Este proyecto tiene la voluntad de apoyar a todos los profesionales que día a día trabajan por mejorar la vida del resto de ciudadanos. Acceda aquí a la infografía que ha sido realizada para el personal sanitario.

El protocolo establece que, ante un posible riesgo de agresión el primer paso del profesional sea tener prevista una salida del escenario. En este sentido, se recuerda que sería bueno que el médico estuviera situado lo más cercano de la puerta, y no como sucede en la mayoría de las consultas, donde el enfermo se sitúa cerca de la salida y no el facultativo.

Un segundo paso hace necesaria la llamada de alerta a las fuerzas y cuerpos de seguridad máxime si fracasan los intentos de disuadir al agresor o la situación de riesgo de violencia o agresión persiste. En tercer lugar, se recomienda al médico que acuda al Servicio de Urgencias para una valoración de las lesiones físicas y/ó psíquicas, además de para que se obtenga un informe médico que añadir a la denuncia posterior.

Del mismo modo, se recomienda recabar toda la información posible sobre el agresor, la situación y los testigos. Siempre será interesante poder contar con imágenes del daño, aunque sea con el teléfono móvil. En quinto lugar, el protocolo establece que será necesario comunicar el incidente al responsable del centro. De este modo, en los centros de SACYL se comunicará a la Dirección Gerencia del Hospital en horario de jornada laboral y al jefe de Guardia en horario de Atención Continuada. En los centros privados se hablará con la dirección del propio Centro.

Una vez que se ha puesto en conocimiento al centro, serán los responsables de estos quienes se pongan en contacto con los Interlocutores Policiales Territoriales Sanitarios. Por último, se deberá poner en conocimiento de los hechos al Colegio de Médicos y rellenar el Registro de Agresiones del Colegio. Una vez que se lleve a cabo esta actuación, el profesional recibirá instrucciones a seguir.