14 dic 2018 | Actualizado: 15:50

El sanitario debe denunciar una agresión en el juzgado y no en comisaría

El debate sobre agresiones organizado por Amyts da a los facultativos algunas claves para defenderse ante esta lacra

Participantes en la XV edición de los ‘Círculos Sanitarios’ de Amyts.
El sanitario debe denunciar una agresión en el juzgado y no en comisaría
jue 22 junio 2017. 13.50H
Redacción
El médico agredido debe hacer su denuncia acompañado por un abogado y directamente en el juzgado, mejor que en una comisaría. Así lo ha expresado la asesora jurídica del sindicato médico Amyts, Ana Fernández, abogada penalista, durante un debate sobre prevención de agresiones a médicos en el marco de la XV edición de los ‘Círculos Sanitarios’ que organiza este sindicato.

Fernández se ha encargado de exponer el protocolo de actuación ante la agresión, y, en aras a que el procedimiento judicial culmine en una condena penal para el agresor, ha aconsejado ir al juzgado y con un abogado, ya que este procedimiento garantiza una mayor homogeneidad entre lo consignado en la denuncia y la posterior declaración del agredido. Además facilita al denunciante la aportación de documentos (informes médicos, identificación de testigos u otras pruebas de utilidad), y permite proponer pruebas al juez imprescindibles para la averiguación de los hechos.

En el debate también ha participado Pablo Calvo, director general de Recursos Humanos del Sermas, quien ha explicado que el incremento de agresiones a sanitarios registrados en 2016, se debe no tanto a que se haya producido mayor número de casos, sino a un mejor registro de los mismos.
 
En opinión de Calvo, en los últimos años se ha avanzado mucho, pero que aún queda mucho recorrido por hacer para minimizar impacto del delito de agresión al funcionario público. Una línea en la que ha incidido, Marta Sánchez-Celaya, gerente de Atención Primaria, quien ha destacado la importante de la orden sobre agresiones redactada esta año por la Consejería, y que, entre otras medidas, implica la creación de una comisión de seguimiento que plantea diferentes medidas en los distintos niveles asistenciales para solventar esta problemática.
 
Por su parte, José Alberto Becerra, coordinador del Observatorio de Agresiones de la Organización Médica Colegial (OMC), ha detallado que el mayor número de incidencias se recoge en Atención Primaria y las más graves se dan en Urgencias (tanto en Primaria, como en urgencias domiciliarias y de Hospitales). Becerra ha incidido en el mayor número de agresiones a mujeres que a hombres médicos por la feminización de la profesión, y ha criticado la desprotección de los médicos en el ámbito privado.
 
Finalmente Luis Izquierdo, delegado de Prevención de Riesgos Laborales zona Norte de AMYTS, ha compartido su experiencia como médico agredido por un paciente y “contradenunciado” por el mismo, las sensaciones de miedo, frustración e inseguridad derivada de la agresión y las dificultades con las que se encontró para dar parte del suceso y denunciarlo. En este trance, coincidió con la asesora jurídica de Amyts en la conveniencia de hacer la denuncia a través de un letrado.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.