Le prescribieron una rehabilitación suave, a pesar del fuerte traumatismo que presentaba



22 feb 2013. 15.25H
SE LEE EN 1 minuto

Redacción. Málaga
El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ha condenado a la Consejería de Salud de la Junta a indemnizar a un hombre con 79.564 euros por un error de diagnóstico de la lesión que sufrió en un accidente laboral de la construcción.
El accidente se produjo cuando se desprendieron de un muro dos tablones que impactaron en la parte trasera del cuello del paciente desde varios metros de altura.

La sentencia se basa en el informe de un perito médico judicial que concluye que el personal médico de Urgencias incurrió en un error de diagnóstico, que no fue subsanado hasta pasados más de 40 días, cuando el paciente ingresó en el hospital Carlos Haya de Málaga.

Señala que existió "deficiente prestación" del servicio sanitario por parte del hospital, que conllevó una "actitud equivocada" de la mutua, con lo que el daño producido es imputable a la Administración. El paciente, que tiene reconocida la incapacidad permanente absoluta para el desarrollo de su trabajo habitual como albañil, sufre además de limitaciones funcionales en el cuello un trastorno neurótico adaptativo crónico debido al cambio drástico de sus condiciones de vida.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.