28 de marzo de 2017 | Actualizado: Martes a las 19:40
Autonomías > Cataluña

El Parlament aprueba aumentar el número de psicólogos clínicos en Cataluña

La iniciativa de Ciutadans, presentada en la comisión de Salud, ha salido adelante gracias al apoyo unánime de la Cámara

El portavoz de Ciudadanos en la comisión de Salud del Parlament Catalán.
El Parlament aprueba aumentar el número de psicólogos clínicos en Cataluña
José A. Puglisi
Viernes, 17 de febrero de 2017, a las 14:30
El portavoz de Ciudadanos en la comisión de Sanidad del Parlament, Jorge Soler, ha celebrado que la cámara catalana haya aprobado por unanimidad la propuesta de su partido para “aumentar el número de psicólogos clínicos en los hospitales de Cataluña”. En este sentido, ha explicado que la presencia de estos profesionales “es muy excepcional en la actualidad”. Por eso, ha propuesto ampliar la plantilla en los centros sanitarios que se requiera “para ofrecer una mejor atención a los pacientes”.

En el debate de la Propuesta de Resolución de Ciudadanos sobre las unidades de cuidados intensivos pediátricos en el Hospital Josep Trueta de Girona, que se ha aprobado, Jorge Soler ha alertado que “es urgente” mejorar la UCI pediátrica y considera que hay que “adaptarla a las necesidades de los niños enfermos”. Además, ha destacado la necesidad de “más ambulancias pediátricas” en Girona, Lleida y Tarragona para que casos como el fallecimiento de la niña de Blanes “no vuelvan a suceder jamás”.

La propuesta proviene de la Plataforma APPI (por una Atención Psicológica Pública e Integrada) quienes se reunieron con las seis formaciones políticas presentes en el parlamento catalán. “El contenido de la propuesta de resolución giraba alrededor de tres objetivos, íntimamente relacionados entre sí, que eran los siguientes: facilitar el acceso a la formación PIR, potenciar la presencia de los psicólogos clínicos en el sistema sanitario catalán, y mejorar la atención psicológica pública a los pacientes con malestar psíquico”, explican desde la plataforma a Redacción Médica.

Laura Río y Cristina Romero, coordinadoras y representantes de APPI en la comunidad catalana, recuerdan que la resolución aprobada insta al gobierno de la Generalitat a, entre otras cosas, reconocer que hace falta ampliar la formación de especialistas en psicología clínica, y garantizar que el número de plazas de psicólogo interno residente (PIR) ofertadas en cada convocatoria sea igual al número de plazas acreditadas, así como revisar los hospitales que no disponen de ninguna plaza de psicólogo interno residente o que disponen de ellas en un número muy reducido, a fin de incorporar nuevas acreditaciones.

En la misma línea, deben determinar y comunicar el número exacto de psicólogos clínicos que trabajan en el sistema sanitario catalán; aumentar progresivamente la presencia de los psicólogos clínicos en los servicios de salud mental y en los servicios en los que las intervenciones psicológicas han demostrado ser eficaces y eficientes (oncología, neurolo¬gía, cardiología, dolor crónico, cuidados intensivos, entre otros). A lo que suman valorar el cumplimiento del Plan integral de atención a las personas con trastorno mental y adicciones 2014-2016.

Finalmente, desde la Plataforma recuerdan que se deberán hacer esfuerzos por reforzar el apoyo de atención psicológica y dotar de psicólogos clínicos a los centros de atención primaria por medio de los centros de salud mental de adultos (CSMA) y de los centros de salud mental infantil y juvenil (CSMIJ), y continuar los trabajos de elaboración de un nuevo plan integral de atención a las perso¬nas con trastorno mental y adicciones basado en datos epidemiológicos actualizados sobre los problemas mentales en Cataluña.