Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30

Thomàs califica de “muy aceptable” la actividad en Son Espases

CCOO afirma que hay personas con “lesiones importantes” por las deficiencias del centro

Miércoles, 12 de enero de 2011, a las 18:12

Redacción. Palma
El consejero balear de Salud y Consumo, Vicenç Thomàs, ha calificado de “muy aceptable” la actividad actual que registra el hospital de Son Espases, teniendo en cuenta, según los datos disponibles, que se han realizado un total de 526 ingresos hospitalarios, unas 2.000 consultas externas y atendidas unas 6.500 urgencias.

Vicenç Thomàs.

Thomàs ha señalado que esta actividad es “prácticamente la misma” que se realizó en Son Dureta hace un año, lo que, a su parecer, demuestra que el hospital "funciona", pese a las problemáticas que desde su puesta en marcha se han denunciado relacionadas con la climatización, menús de los enfermos u organización en general.

El consejero ha reconocido que se están registrando una serie de incidencias, que en su opinión forman parte de la “normalidad” dentro de un proceso de apertura de una gran infraestructura, como es el hospital de Son Espases. No obstante, ha puntualizado que con “la planificación” y “el buen trabajo” estas incidencias se están solventando y el hospital "va cogiendo su ritmo".

“Lesiones importantes” por las deficiencias del centro

Por su parte, CCOO ha afirmado que hay varias personas que han sufrido “lesiones importantes”, como pueden ser roturas de rodilla o de pelvis, como consecuencia de las deficiencias que se han detectado en el nuevo hospital de Son Espases como el estado del suelo del aparcamiento cubierto y la dotación inapropiada de mobiliario.

El sindicato ha señalado en un comunicado que han solicitado al Ib-Salut el inicio de una investigación interna para que se delimiten claramente las responsabilidades administrativas, civiles o penales, que puedan derivarse de la recepción de las instalaciones “en las condiciones actuales”.

“Abandono” hacia el personal y los usuarios


Por otra parte, el sindicato UGT ha censurado el “abandono y la falta de sensibilidad y respeto” del Gobierno regional hacia el personal y usuarios de los servicios que todavía realizan su labor en el viejo edificio del Hospital de Son Dureta, que “padecen la deficiencia o falta de servicios generales, como mantenimiento, comedor y limpieza”.

UGT ha informado que esta “carencia de servicios necesarios para el desarrollo de su labor diaria afectan a los usuarios y a los profesionales de radioterapia; medicina nuclear; radioprotección; anatomía patológica; biberones; laboratorios; lavandería y al personal administrativo de suministros e imprenta que aún continúan en Son Dureta”.