15 nov 2018 | Actualizado: 19:10

Sanidad ofrecerá ayudas a las farmacias con baja facturación que prestan servicio social

Ambos se han comprometido a trabajar conjuntamente para marcar los criterios para conceder esas aportaciones

Martes, 06 de septiembre de 2011, a las 13:30

Redacción. Zaragoza
El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia de Aragón, Ricardo Oliván, se ha reunido con los representantes de los Colegios Farmacéuticos de Huesca, Zaragoza y Teruel para tratar distintos temas relacionados con su sector. Entre los temas destacados se ha hablado del Real Decreto de 19 de agosto de 2011, en concreto sobre la viabilidad de las farmacias, sobre todo las de más baja facturación.

De este modo, se ha determinado dar las ayudas a aquellas farmacias que prestan servicios sociales y desarrollan una labor socio-sanitaria allí donde están. Para ello, tanto los colegios farmacéuticos como la consejería, se han marcado trabajar conjuntamente para marcar los criterios para conceder esas aportaciones.

Instantánea del encuentro mantenido entre Oliván y los presidentes provinciales de los colegios de farmacéuticos.

Además, dentro del mismo Real Decreto se ha abordado el tema de las recetas de medicamentos por principio activo. Se ha llegado al acuerdo de elaborar un grupo de trabajo, entre farmacéuticos y Consejería, en aras de regular el marco legal del Sistema Personalizado de Dosificación (SPD) de medicamentos.

Por otra parte, en la reunión se ha tratado la situación del concurso de oficinas de farmacia en Aragón, donde para las 34 oficinas ofertadas se han recibido más de 400 solicitudes. Uno de los aspectos relevantes ha sido solucionar un problema heredado del anterior gobierno, como es resolver urgentemente los concursos anteriores para que estos no afecten al proceso actual.

Con respeto a la receta electrónica se ha puesto de manifiesto la situación del programa que gestionará dicha receta, afirmando que está en una fase de implantación muy avanzada. A fecha de hoy se está elaborando la última versión por la empresa desarrolladora y que una vez terminada, pasará a conocimiento del Colegio de Farmacéuticos para que se complemente y se ensamble con sus desarrollos tecnológicos, siendo así totalmente compatible.

En este punto, se elaborará una hoja de ruta para poner en marcha una primera fase de simulación. A partir de ahí se realizará la implantación completa en tres localidades piloto con implicación real de farmacias y pruebas de facturación. Además se va a intentar simplificar al máximo los trámites administrativos de las oficinas de farmacia.