21 nov 2018 | Actualizado: 19:20

Más quirófanos y un incremento de las jornadas para luchar contra las listas de espera

Se prevé que la demanda de intervenciones crezca un 3,5% este año

Miércoles, 16 de marzo de 2011, a las 18:46

Redacción. Vitoria
Era una de las comparecencias más esperadas en la Comisión de Sanidad. Después de varios meses debatiendo sobre la necesidad de poner en marcha un plan capaz de reducir las litas de espera en el País Vasco, el director de Osakidetza, Julián Pérez Gil admitía ayer que “es probable” que las esperas no se reduzan este año pese a las medidas que piensa implementar el gobierno vasco.

Rafael Bengoa y Julián Pérez Gil.

Así, Pérez Gil, que ha comparecido acompañado por Bengoa, ha explicado que el Servicio Vasco de Salud va a poner en marcha un Plan de Actuación para la Mejora de las Listas de Espera en Osakidetza, dirigido a estabilizar las listas de espera este año, para tratar de evitar que éstas aumenten, a pesar del incremento de la demanda estimado entre un 2 y un 3,5%.

Según ha señalado, el plan da prioridad a los recursos públicos y aboga por su optimización y está enfocado a "asegurar la sostenibilidad del sistema” y a estabilizar las listas de espera, por lo que establece los mismos objetivos de demora de espera media máxima del 2010.

Para las listas de espera quirúrgicas el objetivo marcado vuelve a ser de 55 días como máximo de demora media (el pasado año cerró con 52,4 días)., mientras que las previsiones apuntan a que la demanda aumente en un 3%, lo que supone que se intervendrán a 110.000 pacientes.

Para poder cumplir el mismo objetivo, pero con mayor demanda, el plan contempla medidas, entre las que destacan la apertura de nuevos quirófanos, incrementar las jornadas ordinarias de tarde, así como las extraordinarias, o mantener un nivel de colaboración para la externalización de procesos con clínicas privadas. Asimismo, plantea la creación de una oficina técnica de gestión de las listas de espera, con funciones de coordinación, control y seguimiento de los objetivos marcados.

Consultas externas y pruebas complementarias

En cuanto a las consultas externas, la espera media máxima se fija en 30 días, con una previsión de aumento de la demanda del 2%.Para ello, se aumentará la actividad de tarde en las consultas, se extenderá la "teleconsulta" o se realizarán más procedimientos en atención primaria. A largo plazo, entre otras medidas, se incrementará la capacidad de formación de los médicos internos residentes (MIR).

En lo que respecta a pruebas complementarias, las que más retrasos han tenido en el último período, el objetivo es que la demora media se quede por debajo de los 30 días, con una previsión de aumento de la demanda del 3,5 por ciento. Para ello, entre otras medidas, se incrementarán los equipamientos de endoscopia digestiva y los ecógrafos y se mantendrá la autoconcertación.

El consejero ha defendido que todo lo contenido en el plan tiene "legitimidad técnica y es muy comparable a lo que se está haciendo en Europa"."Sabemos que el año que viene con menos fondos vamos a tener que hacer muchas más cosas. El plan nos va a permitir mejorar y ser los mejores del país ", ha recordado.