Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 20:00

“Tolerancia cero” contra el turismo de trasplantes

La ministra de Sanidad define la labor de la ONT como una prioridad máxima para su departamento

Domingo, 30 de junio de 2013, a las 13:15

María Márquez / Imagen: Pablo Eguizábal. Madrid
El Encuentro sobre Transfusiones de Sangre y Trasplantes organizado por la Comisión Europea y la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) ha contado con la intervención de la ministra de Sanidad, Ana Mato, quien además de loar el modelo español, de referencia internacional, ha pedido velar por los estándares de calidad y seguridad del paciente ante el llamado turismo de trasplantes.

La secretaria general de Sanidad y Consumo, Pilar Farjas, y el director general de la ONT, Rafael Matesanz.

Acompañada por la secretaria general de Sanidad y Consumo, Pilar Farjas, y el director general de la ONT, Rafael Matesanz, la ministra ha alertado del riesgo de prácticas como el turismo sanitario ante la disminución de la disponibilidad de órganos. Práctica que, ha señalado, “viola los principios humanos fundamentales y degrada el sistema de donación y trasplante. Agradeciendo la elección de España como sede de dicho encuentro, Mato ha resaltado el papel internacional de la ONT, que supone el 4 por cien de los trasplantes realizados en todo el mundo. Como referencia del ámbito europeo, ha hecho hincapié en la presidencia española de la Comisión de Trasplantes del Consejo de Europa así como en la directiva europea 2010, con impronta notable de nuestro país. Entre las iniciativas más recientes, el liderazgo de la ONT se refleja también en la Alianza del Sur de Europa formada con Italia y Francia y a la que previsiblemente se incorporará Portugal y otros países, para desembocar en el 50 por ciento de la donación de los 27 países de la Unión Europea.

En el ámbito nacional, la ministra ha definido la labor de esta entidad como de “máxima prioridad” para el Ministerio que lidera, al tiempo que ha destacado el papel de los medios de comunicación como “parte de la cadena de solidaridad” para activar la promoción de la donación.