Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 16:30

Los socialistas niegan que los directores de centros de salud cesados tengan competencias presupuestarias

Al mismo tiempo, el PSOE ha denunciado que el Gobierno del PP de Ignacio González está gestionando “escandalosamente mal” los servicios sanitarios de la región

Jueves, 05 de junio de 2014, a las 21:48
Redacción. Madrid
El portavoz socialista en materia sanitaria en la Asamblea de Madrid, José Manuel Freire, ha “desmontado” las excusas dadas por el gobierno de Ignacio González cuando el pasado mes de mayo cesó de manera “fulminante” a cuatro directores de centros de salud (los de General Ricardos, Las Águilas, Legazpi y Nuestra Señora de Fátima) acusándolos de una desviación importante de su presupuesto asignado al capítulo. Estos directores no tienen competencia alguna en el presupuesto, ha explicado Freire, para quien tras estos “pretextos” se esconde la represalia política por haberse mostrado en contra de los brutales recortes de la Consejería de Sanidad.

José Manuel Freire.

“El Gobierno pretexta que les cesa porque se han pasado en el presupuesto, cuando estos directores no tienen competencia alguna sobre el presupuesto y sobre todo porque el presupuesto que supuestamente sobrepasaron, que se refiere a las sustituciones para médicos y enfermeras que están enfermos, de vacaciones y demás, estaba puesto de una manera que es totalmente incompatible con la calidad de la atención que merecen los ciudadanos” ha manifestado el responsable socialista.

Freire se pronunciaba así durante el Pleno celebrado este jueves en el Parlamento regional, donde ha solicitado la comparecencia del consejero de Sanidad de la región, Javier Rodríguez, con el objetivo de que informe sobre lo ocurrido.

En este sentido, el parlamentario socialista ha reprochado al Gobierno regional que haya cesado a estos profesionales por únicamente como represalia: “No les han cesado por el presupuesto, clarísimamente, más bien parece una represalia política” por haberse opuesto a la privatización de la sanidad que pretendía llevar a cabo el Ejecutivo de Ignacio González en contra de lo que quería la gran mayoría de la ciudadanía.

“Por eso, desde el Partido Socialista pensamos que estos profesionales, estos médicos han cumplido con su deber, que merecen nuestro reconocimiento” ha apuntado Freire, al tiempo que ha señalado que son de los profesionales más apreciados y valorados por sus compañeros.

En este punto, el diputado regional ha denunciado que el Gobierno está gestionando “escandalosamente mal” los servicios de sanidad de la Comunidad de Madrid, argumentado sus palabras e indicando que es “insensato” que un centro de casi 80 personas que un año necesitaba 125.000 euros para hacer frente a las sustituciones, a las bajas, a las enfermedades de sus profesionales, un año después le den únicamente 22.500 euros. “Es un escándalo”, ha concluido.