Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 16:40

Los alumnos de Medicina se instalarán permanentemente en el Hospital Infanta Cristina desde tercero

Las obras para la adecuación del hospital estarán concluidas el próximo año

Jueves, 16 de octubre de 2014, a las 15:53
Redacción. Badajoz
Los alumnos de Medicina de la Universidad de Extremadura (UEx) se instalarán de forma permanente a partir del tercer curso en las nuevas dependencias que se van a construir en el Hospital Infanta Cristina de Badajoz, y cuyas obras, que costarán un millón de euros, estarán concluidas para el inicio del próximo año académico.

El consejero de Salud y Política Sociosanitaria durante su visita a las futuras instalaciones.


Las obras consisten en la adaptación de una superficie de 1.500 metros cuadrados en el bloque de consultas externas del centro hospitalario, en un pabellón hasta ahora vacío, para la dotación de tres aulas con plazas para 405 alumnos, dos seminarios de 60 puestos, una zona de estudio con wifi, ocho despachos para profesores, aseos y vestuarios.

La licitación de estas obras está prevista para el próximo mes de noviembre y comenzarán previsiblemente en febrero de 2015. Cuentan con un presupuesto base de un millón de euros y un plazo de ejecución de seis meses, por lo que las instalaciones podrían ser ocupadas a partir del próximo curso, según ha indicado el consejero de Salud y Política Sociosanitaria, Luis Alfonso Hernández Carrón.

En declaraciones a los medios de comunicación con motivo de su visita a las futuras instalaciones, acompañado por el decano de la Facultad de Medicina, Juan Manuel Moreno, Hernández Carrón ha destacado que estas obras, ya acordadas entre la universidad y el Servicio Extremeño de Salud (SES), tienen como fin buscar una solución a los “problemas estructurales” del centro universitario.

Hernández Carrón ha aseverado asimismo que la instalación de los alumnos de Medicina en el centro hospitalario no va a ser provisional, sino permanente a partir del tercer curso, una decisión apoyada por el decano, quien considera que una vez superados los dos primeros cursos de la carrera, los alumnos “no deben salir del hospital”. El consejero ha señalado que estas obras vienen a ampliar y mejorar el área docente del Infanta Cristina.

En cuanto al futuro de la sede de la facultad, ha señalado que la Consejería de Educación está realizado un estudio de viabilidad cuyos resultados se conocerán antes de que acabe el año. En este sentido, se optará por la rehabilitación de estas instalaciones con más de 40 años o por la construcción de una nueva sede.

En cualquier caso, ha reiterado que queda descartado el proyecto de la nueva facultad aprobado por el anterior Ejecutivo regional socialista, cuya redacción del proyecto costó 600.000 y que requería una inversión de 22 millones de euros, una partida que no estaba presupuestada.