Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05

Las Cortes aprueban la creación del Colegio de Terapeutas Ocupacionales

Pese al acuerdo, el debate sobre la Ley no ha quedado libre de reproches entre Gobierno y oposición

Martes, 15 de febrero de 2011, a las 16:56

Redacción. Toledo
Las Cortes de Castilla-La Mancha aprobaron ayer, con el voto unánime de PSOE y PP, la ley que abre la puerta a la creación del Colegio Oficial de Terapeutas Ocupacionales de la región, que responde, según señaló el ponente de l dictamen de la ley, el socialista Felipe Rodríguez, a la solicitud realizada por la Asociación Profesional de Terapeutas Ocupacionales de Castilla-La Mancha, presidida actualmente por Jorge Arenas.

Una sesión del Pleno de las Cortes regionales.

De este modo, el Colegio de Terapeutas Ocupaciones sigue el camino abierto por los dos primeros que nacieron en la región, el de Profesionales de Ingeniería Química de Castilla-La Mancha y el Colegio Oficial de Dietistas y Nutricionistas de Castilla-La Mancha.

Rodríguez ha destacado el papel del colectivo de los terapeutas profesionales sociosanitarios, cuya actuación se dirige a discapacitados, mayores, niños recién nacidos o en edad escolar que hayan estado impedidos de manera permanente o temporalmente en sus funciones físicas o sociales.

Por su parte, la parlamentaria del PP Carmen Casero, que ha expresado el apoyo de su grupo a esta nueva norma, ha criticado no obstante que este colectivo profesional lleva desde el 21 de noviembre de 2006 "esperando a que a ustedes les dé por trabajar y traigan a las Cortes" la creación de un colegio "que llevan años reclamando".

El diputado socialista ha lamentado que el PP ponga "excusas" para aprobar esta ley "porque les estorban estos profesionales", que también se dedican a la dependencia, y ha acusado a la oposición,  que mantenía vivas ocho enmiendas al texto, de utilizar este proyecto para "hacer una política muy rastrera".

Finalmente, el consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, ha defendido la gestión pública directa o a través de asociaciones a la hora de desarrollar la profesión de terapeuta ocupacional, teniendo en cuenta que la actividad de este colectivo se desarrolla "en un campo de servicios que muy pocas personas podrían pagarse".

También ha resaltado Lamata el hecho de la colegiación, pues regular una profesión "significa poder garantizar a la ciudadanía que ese profesional es cualificado, que puede registrarse en ese colegio y que le va a dar garantía de calidad", así como el hecho de que se cree un instrumento como este que da entidad a la concepción autonómica, actualmente en debate, y que sea apoyado por el PP.