Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 10:10

La polémica salpica las elecciones de las clínicas privadas madrileñas

Posibles amenazas a un candidato finalmente no presentado, críticas a la fecha elegida, al plazo de la convocatoria, a las cuentas de la Asociación madrileña, a contratos arbitrarios

Martes, 26 de julio de 2011, a las 00:10

Redacción. Madrid
El próximo jueves se celebran elecciones en la Asociación de Clínicas y Hospitales Privados de Madrid. Y aunque el hecho de que hasta el momento sólo se haya presentado una candidatura, la que encabeza Isidro Díaz de Bustamante, podría hacer pensar que estamos ante unos comicios “apacibles”, distintas voces del sector privado han expresado en los últimos días un gran malestar por diversos hechos e informaciones que rodean a la cita electoral del día 28.

Isidro Díaz de Bustamante.

Según ha podido saber Redacción Médica, la candidatura que lidera Díaz de Bustamante, que preside la Confederación Nacional de Clínicas y Hospitales Privados, iba a encontrar rival en otro miembro de la Asociación. No hay una explicación “oficial” para el hecho de que finalmente esta candidatura no diera finalmente el paso al frente, pero algunos rumores que circulan por el sector privado madrileño hablan incluso de amenazas para disuadir al empresario de presentarse a la convocatoria electoral de pasado mañana.

Y no es el único motivo de polémica que rodea a la cita con las urnas de este jueves. También se han escuchado críticas por la fecha elegida, justo el penúltimo día laborable del veraniego mes de julio, lo que evidentemente va a repercutir en la asistencia de votantes; por el escaso plazo dado desde que se anunciaron las elecciones hasta el límite de presentación de candidaturas; por algunos contratos realizados este año por la Asociación de Clínicas y Hospitales Privados de Madrid, al no ser aprobados por los órganos de gobierno y además afectar a personas con parentesco con algún miembro de la junta directiva actual; por la aprobación de cuentas de la Asociación sin el pertinente visto bueno de la Asamblea; por las escasas juntas convocadas en lo que llevamos de 2011, incumpliendo así los estatutos.

Así pues, diferentes motivos están enturbiando las elecciones del día 28 en el sector sanitario privado madrileño. Habrá que estar atentos estos dos días que quedan para la cita, porque el ambiente enrarecido que se respira en la Asociación, y en la propia candidatura de Díaz de Bustamante podría desembocar en alguna baja entre la docena de los directivos que le acompañan, según ha podido saber este periódico. Además, parece ser que pesos pesados del propio Grupo Ruber, al que pertenece Díaz de Bustamante, no están viendo con buenos ojos que este turbio proceso pueda salpicar al buen nombre de esta empresa.