Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 19:15

La Fundación Hospital de Calahorra culmina el proceso de implantación de la receta electrónica

Nieto asegura que el presupuesto del centro “garantiza la cartera de servicios”

Viernes, 07 de noviembre de 2014, a las 13:26
Redacción. Logroño
La Fundación Hospital de Calahorra ha culminado su proceso de adaptación al sistema de receta electrónica que actualmente se está implantando en la región. Así lo ha anunciado el consejero de Salud y Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, quien ha destacado que “el hospital calagurritano se convierte así en el primer centro de atención especializada de la comunidad autónoma en culminar su preparación para asumir este nueva herramienta sanitaria”.

José Alejandro López del Val, gerente de la Fundación Hospital Calahorra y el consejero José Ignacio Nieto.

Cabe recordar que la implantación de la receta electrónica en Atención Primaria finalizó en octubre (en La Rioja Baja culminó el 1 de septiembre) y para completar todo el proceso sólo resta la incorporación al sistema el Hospital San Pedro, de Logroño, cuya puesto en marcha se llevará a cabo a primeros de diciembre.

Nieto ha indicado que la implantación en la FHC comenzó el pasado lunes y se ha completado en el transcurso de la semana. Esta rapidez en la puesta en marcha del dispositivo se debe, en gran medida, al trabajo realizado durante 2009 y 2010 en el desarrollo de la historia clínica electrónica, que permite incluir el sistema de receta electrónica como una parte más de la aplicación que usan todos los profesionales.

En este momento, en la Fundación Hospital de Calahorra el sistema de receta electrónica está en disposición de ser utilizado por 90 facultativos y se han prescrito un total de 419 recetas, de las que ya se han dispensado 203 en las farmacias. De hecho, de las 34 farmacias que hay en la Rioja Baja, 30 ya dispensado medicación prescrita por la FHC por esta vía.

Nieto ha realizado una valoración del presupuesto con que contará la entidad para 2015 y ha precisado que la variación que ha sufrido el mismo, una disminución de aproximadamente un 4,8 por ciento, (1,5 millones de euros), “no se debe a un recorte en las partidas destinadas al mantenimiento de la actividad del centro, sino a un cambio en la adjudicación presupuestaria, por la cual, los contratos correspondientes a la actividad concertada han pasado a gestionarse desde la Consejería”.

Cabe recordar que, a partir de 2015, el coste de los servicios correspondientes a laboratorio clínico, esterilización, informática clínica y comunicaciones, y radiología, quedan englobados en el resto de la Administración sanitaria, si bien dichos servicios serán prestados como hasta ahora en la FHC, pero su pago correrá a cargo de la Consejería.