Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05
Miércoles, 02 de marzo de 2016, a las 09:17
Cristina Alcalá / Imagen: Joana Huertas. Madrid
Luis Cayo tiene muy presente en su ideario que la vida es una cuestión de actitud. Lejos de amilanarse, el presidente del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) optó por superar los obstáculos, físicos pero principalmente de actitud, que cada día se presentan a las personas con algún tipo de discapacidad o en situación de dependencia. Más allá de una labor que se remonta a los tiempos en que terminó la carrera de Derecho, este murciano que presume de su arroz de Calasparra ha encontrado en la poesía el lugar donde desarrollar un lado artístico en el que no hay espacio para la canción porque, aunque le gusta, él mismo reconoce hacerlo “fatal”.

Natural de Calasparra, en Murcia. ¿Qué es lo que más recuerda de su infancia?

Fui un niño revoltoso y curioso que se crió en un pueblo lleno de huertas donde la vida se hacía en la calle, ya que es una región muy social. A día de hoy, aún añoro esa etapa de mi vida. Fue una época muy feliz.

¿Acude a su ciudad natal para desconectar del trabajo?

Voy por razones familiares, principalmente. Pero aunque he vivido en muchos lugares, la sigo considerando mi casa. Acudo siempre que puedo, y esos días tengo una vida social muy intensa.

Lea la nueva edición de 'Revista Médica'

Acceda a la entrevista completa