17 nov 2018 | Actualizado: 18:20
Viernes, 05 de julio de 2013, a las 08:42

Pilar Rojo: “Debemos estar orgullosos de la sanidad gallega”

Cristina Mouriño / Imagen: Adrián Conde y Pablo Eguizábal. Baiona (Pontevedra)
La presidenta del Parlamento gallego, Pilar Rojo, ha inaugurado el Encontro de Parlamentarios de Sanidade de Galicia organizado por Sanitaria 2000, empresa editora de Redacción Médica, con la colaboración de Novartis. Rojo ha aplaudido “la apuesta por conocer y debatir sobre un tema tan interesante como es la realidad sanitaria”. La presidenta de la cámara regional ha subrayado la “importancia del intercambio de experiencias, opiniones y el diálogo para conocer la realidad sanitaria”.

De izq. a dcha., Ricardo López, director general de Sanitaria 2000; Ángeles Feijóo-Montenegro, jefa territorial de Sanidad de Pontevedra; Pilar Rojo, presidenta del Parlamento de Galicia; Jesús Vázquez, alcalde-presidente del Concello de Baiona; y Concha Marzo, directora de Relaciones Institucionales de Novartis.

“Tenemos que estar orgullosos no solo de la sanidad de Galicia sino de la de España. Nuestro sistema es envidiado por muchos países”, ha apuntado Pilar Rojo. Asimismo, ha destacado la “importancia de foros como este para poner de relieve lo que nos une, no solo lo que nos separa”.

Pilar Rojo, presidenta del Parlamento gallego.

Ángeles Feijóo-Montenegro.

La presidenta del Parlamento regional ha estado acompañada en la mesa presidencial por Ángeles Feijóo-Montenegro, jefa territorial de Sanidad en Pontevedra, quien ha remarcado la reciente implantación de la gestión integrada que “abre un nuevo modelo centrado en el paciente” y ha asegurado que el nuevo Complejo Hospitalario Universitario de Vigo “cambiará la gestión sanitaria”.
 

Jesús Vázquez, alcalde-presidente del Concello de Baiona.

Concha Marzo.

Por último, Concha Marzo, directora de Relaciones Institucionales de Novartis, quien ha destacado el “papel clave de los parlamentarios sanitarios acumulando experiencias y asumiendo retos entre los que ha señalado la crisis institucional a la que nos enfrentamos en estos momentos”. Asimismo, ha apuntado el problema de sostenibilidad que vive el Sistema Nacional de Salud y ha manifestado que “las soluciones tendrán que proceder de grandes consensos. Es más importante que nunca, ha continuado, el diálogo y el intercambio de opiniones; y espero que este encuentro ayude a generar esos consensos”.

De izq. a dcha., Juan Manuel Jiménez, Francisco José Fernández Pérez, vicepresidente de la Comisión de Sanidad del Senado; María Elvira Larriba, senadora; y Enrique López Veira, senador.

En la primera imagen, Javier Castellano, del Hospital General de Vigo; y Manuel Gallego, diputado del Parlamento de Galicia. A continuación, Xurxo Hervada, subdirector general de Información sobre Salud y Epidemiología y director general de Innovación y Gestión de la Salud Pública; Rosa María Lendoiro, y Héctor Castro, presidenta y secretario del Colegio de Farmacéuticos de A Coruña, respectivamente.

Rafael Domínguez, director médico del Hospital Miguel Domínguez; Federico Martinón, médico adjunto UCIP, Servicio de Críticos, Intermedios y Urgencias Pediátricas del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela; y María Teresa Cendón, concelleira del PP de Vigo. En la segunda imagen, José R. Fernández Lorenzo, jefe del Servicio de Pediatría del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo (Chuvi) y José Manuel González, gerente del área de Pontevedra.

Juan M. Vieto, jefe del Servicio de Radiología del Chuvi; José Ramón Fernández Pérez, jefe del Servicio de Pediatría del Chuvi; y Javier Castellano del Chuvi.

A la izquierda, Luis Geremías, Andrés Marcuño y José Silveira, director Asistencial, director de Planificación, y consejero delegado del Hospital de Povisa. A la derecha, Mercedes Echauri y Concha Marzo, directora de Novartis Vacunas y directora de Relaciones Institucionales de Novartis.

En la primera, Alfredo García Iglesias, María Dolores Faraldo y Ángeles Feijóo-Montenegro, jefa territorial de Sanidad en Pontevedra. En la segunda imagen, Carmen Acuña, portavoz del PSdG en la Comisión de Sanidad del Parlamento regional, junto a Aurelio Núñez, diputado popular del Parlamento regional.

Marta Rodríguez, presidenta de la Comisión de Sanidad del Parlamento de Galicia junto al portavoz del PP en la misma, Miguel Ángel Santalices. En la última, Manuel González Moreira, portavoz de la Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública del área de Vigo; María Montserrat Prado, portavoz del BNG en la Comisión de Sanidad del Parlamentoy Ricardo López, director general de Sanitaria 2000.

 

Repunta la controversia en torno a la colaboración público-privada en Galicia

Ismael Sánchez / Imagen: Adrián Conde y Pablo Eguizábal. Baiona (Pontevedra).
Galicia es pionera en polemizar sobre uno de los debates del momento en la sanidad. Hace ya dos décadas que los gallegos empezaron a oír hablar de la colaboración público-privada para la gestión de los centros y recursos sanitarios. Desde entonces, los diferentes gobiernos autonómicos liderados por el PP han ido añadiendo iniciativas en este sentido, unas dirigidas a la gestión, otras concebidas para posibilitar la construcción de nuevos centros sanitarios, y ambas fuertemente contestadas por la oposición política. Ahora, con el proyecto de nuevo hospital de Vigo, la polémica está repuntando y de hecho dividiendo al arco parlamentario, según se ha demostrado en el Encuentro de Parlamentarios de Sanidad de Galicia, organizado por Sanitaria 2000 en Baiona (Pontevedra) y patrocinado por Novartis.

De izq. a dcha., Eva Solla Fernández, portavoz de AGE; Miguel Ángel Santalices, portavoz del PPdG; Marta Rodríguez Arias, presidenta de la Comisión de Sanidad del Parlamento de Galicia y moderadora de la mesa; María Carmen Acuña, portavoz del PSdG; y María Montserrat Prado, portavoz del BNG.

Los portavoces sanitarios de los grupos con representación en el Parlamento de Galicia han expuesto sus muy diferentes visiones sobre cómo se tienen que gestionar y construir los centros sanitarios. A un lado, Miguel Ángel Santalices, portavoz del PP, defensor de un modelo innovador, que apueste por la incorporación de tecnología y la optimización de los recursos desde una visión amplia y exenta de prejuicios, en la que la empresa privada tiene un papel dinamizador y posibilitador esencial para la mejora de la sanidad. Al otro, las portavoces del PSdG, AGE y BNG, muy críticas con "el modelo privatizador del PP", defensoras del sistema público exclusivo y partidarias de buscar mejoras respetando la esencia de servicio de la sanidad.

Miguel Ángel Santalices (PPdG).

Carmen Acuña (PSdG).

Santalices ha explicado que Galicia apuesta por modificar el enfoque del sistema hacia la atención de crónicos, buscando la seguridad y la agilidad en el ejercicio profesional y cambiando las estructuras actuales de los servicios. Apoyado en un nuevo modelo de hospital, concretado en la experiencia del Complejo Hospitalario Universitario de Ourense, Galicia pretende aprovechar las ventajas de contar con socios tecnológicos privados, que permitan el acceso a nuevos equipamientos en un momento de extremas dificultades presupuestarias para las administraciones públicas.

Respecto al nuevo hospital de Vigo, el portavoz popular ha subrayado que "estamos construyendo el centro, no presentándolo", en alusión al anterior gobierno bipartito del PSdG y BNG. Basado en el modelo PFI, el nuevo hospital, "que también tiene nombre -Álvaro Cunqueiro-" estará terminado el año que viene gracias a una UTE de empresas que lo construye, obtiene un canon anual de 68,8 millones cuando comience a funcionar y lo devuelve a la Administración sanitaria al cabo de 20 años. "En perfecto estado de revista", según Santalices, partidario de aprovechar las oportunidades que ofrece la colaboración público-privada y "mejorar la sanidad, en vez de quedarnos parados, sin hacer nada, porque no hay fondos disponibles".

Eva Solla (AGE).

Montserrat Prado (BNG).

"El modelo sanitario del PP se resume en una palabra: fracaso", ha sentenciado la portavoz socialista Carmen Acuña. "El presidente Núñez Feijóo anunció varios nuevos hospitales y 60 centros de salud y hasta ahora no ha logrado cumplir nada". Respecto al hospital de Vigo, ha recordado que el PSdG, cuando estaba en la Xunta, tenía en mente un proyecto de empresa pública que hubiera permitido concluirlo este mismo año. "Ahora está paralizado y destinado al fracaso". Respecto a primaria, ha dicho que el proyecto de nuevos centros ha ido reduciéndose paulatinamente: "Primero anunciaron 60, luego 50, después 29, 19 y ahora estamos en 15".  A su juicio, permitir a la privada acceder a la sanidad pública es peligroso: "Estaremos atentos a las posibles irregularidades que podamos detectar".

Para la portavoz de Alternativa Galega de Esquerda (AGE), Eva Solla, "lamentablemente, en Galicia hemos sido pioneros en la privatización de la sanidad, pese a que nuestro sistema era modélico". Haciendo un poco de historia,  ha calificado de nefasta la gestión del ex conselleiro Romay, cuya mano derecha era entonces el actual presidente Núñez Feijóo, que fue el que introdujo las nuevas fórmulas de gestión. Respecto al nuevo hospital de Vigo,  considera que "nos empezó a salir caro desde el principio y está mostrando ser un negocio ruinoso para la propia UTE que lo construye".

Finalmente, Montserrat Prado, portavoz del BNG, ha definido la colaboración público-privada como "un proceso nada casual, encaminado a desprestigiar el sistema actual, deteriorando su imagen y presentándolo como insostenible. Pero todo es una falsedad". A su juicio, la apuesta del PP "no va a solucionar los problemas de la sanidad gallega, por ejemplo, las listas de espera". Al contrario, "va a generar una merma en la calidad de los servicios y una descapitalización del sistema". Su apuesta se basa en promover una reforma fiscal profunda y en habilitar una banca pública que financie una sanidad universal y gratuita.

“El decreto de gestión clínica del Sergas estará listo en septiembre”

Cristina Mouriño / Imagen: Adrián Conde y Pablo Eguizábal. Baiona (Pontevedra)
La gerente del Servicio Gallego de Salud ha avanzado su compromiso de trabajar en la gestión clínica y ha avanzado que el decreto que lo regule estará listo para septiembre. Nieves Domínguez ha hecho estas declaraciones durante la clausura del Encontro de Parlamentarios de Sanidade de Galicia organizado por Sanitaria 2000 y Novartis en Baiona.

Nieves Domínguez, gerente del Sergas.

Este es uno de los objetivos contenidos en la Estrategia Sergas 2014 cuya finalidad es modernizar y adaptar el sistema sanitario gallego a los nuevos tiempos, según ha apuntado la gerente. Domínguez ha destacado el elevado nivel técnico y la implicación de sus profesionales como principales valores del Sergas.

Ha recordado que los principios básicos de la estrategia son el paciente como eje del sistema, el reconocimiento y potenciación del valor de los profesionales, la implicación con la innovación, y que la Sanidad tenga un compromiso con el desarrollo económico de Galicia. “Queremos que el Sergas sea ese sitio donde los pacientes se sientan satisfechos y los profesionales orgullosos”, ha señalado. “Uno de los caminos para llegar a este objetivo, ha explicado, era la estructura de gestión integrada y eso ya lo tenemos hecho”.

Con esta estrategia se ha cumplido el compromiso con el modelo de gestión de enfermedades crónicas, se ha diseñado el Plan de Atención Sociosanitaria, programas de atención a colectivos específicos, y se ha promovido la participación de pacientes y ciudadanos a través de iniciativas como ‘Paciente Experto’, el Consejo Asesor de Pacientes y ‘Xente con vida’.

Domínguez ha reconocido que también hay aspectos de la Estrategia que aún están por desplegar como puede ser el desarrollo profesional, la excelencia docente en la formación sanitaria especializada y adaptar el sistema de información a la gestión integral por procesos.

La Estrategia Sergas estaba prevista hasta 2014 “pero parece razonable que en esa fecha se evalúe y se prorrogue hasta 2016, cuando termine la legislatura y a partir de ahí trabajar en una nueva”, ha concluido.

En la primera, Alfredo García Iglesias, ex director gerente del Complejo Hospitalario de A Coruña; y Ana Sánchez, de la Oficina Técnica de Seguimiento del nuevo hospital de Vigo. A continuación, Marta Rodríguez Vispo, vicepresidenta de la Comisión de Sanidad del Parlamento gallego; Nieves Domínguez; y Julia Rodríguez Barreira, diputada del PP por Lugo en el Parlamento de Galicia.

De izq, a dcha., Ángel Quirós, jefe de Promoción de Vithas Fátima; Luis Amador Graciela, coordinador de Urgencias de Hospitalización a Domicilio del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo (Chuvi); Luis Campos, presidente del Colegio de Médicos de Pontevedra; Manuel González Moreira, portavoz de la Plataforma de Defensa de la Sanidad Pública del área de Vigo, y José R. Fernández Lorenzo, jefe del Servicio de Pediatría del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo (Chuvi).

Federico Martinón médico adjunto UCIP, Servicio de Críticos, Intermedios y Urgencias Pediátricas del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela; y Xurxo Hervada, subdirector general de Información sobre Salud y Epidemiología y director general de Innovación y Gestión de la Salud Pública. En la última, imagen del auditorio durante una de las mesas del encuentro.

 

La gestión integrada relega el papel de AP

Cristina Mouriño / Imagen: Adrián Conde y Pablo Eguizábal. Baiona (Pontevedra)
La puesta en marcha de la gestión integrada en Galicia ha sido protagonista durante el Encontro de Parlamentarios de Sanidade celebrado en Baiona y organizado por Sanitaria 2000 con la colaboración de Novartis. “Con esta fórmula de gestión, que comenzó en el Área del Ferrol, “la Atención Primaria queda relegada a un papel subalterno”, ha destacado Pablo Vaamonde, médico de Familia del Centro de Salud de Labañou de A Coruña. El 52 por ciento de los participantes en esta mesa han valorado a través de un sistema de voto que la gestión integrada supone mejoras en la atención al paciente mientras que un 24 por ciento considera que no es así y otro 24 por ciento alega que no hay experiencia suficiente como para evaluarlo.

De izq. a dcha., Manuel Martín García, presidente de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública; Luis Verde, gerente del área de gestión integrada de Santiago de Compostela; Francisco Cerviño, nefrólogo y moderador de la mesa de expertos; Pablo Vaamonde, médico de Familia del Centro de Salud de Labañou de A Coruña; y Manuel González Moreira, portavoz en el área de Vigo de la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública.

Vaamonde ha recordado que las sociedades de Primaria de Galicia ya se opusieron a esta fórmula y que la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (Semfyc) señalaba en un documento en 2006 que “este sistema de gestión no ha servido para mejorar la coordinación asistencial y se desconoce si ha aumentado la eficiencia”.

Manuel González Moreira.

Manuel Martín García.

Por su parte, Manuel González Moreira, portavoz del área de Vigo de la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública, ha manifestado que “la distribución de las áreas sanitarias no es un elemento neutral”. Ha criticado que “en la estructura organizativa de gestión integrada no hay una cultura de integración, sino que son estructuras directivas”. “El área sanitaria no puede ser una estructura neutra”, ha insistido. “Establece una estructura jerarquizada de dirección que nada tiene que ver con la integración de los profesionales”. González Moreira ha denunciado que con este modelo “se paraliza la reforma de Atención Primaria” pero ha reconocido que “aporta una mayor flexibilidad laboral y favorece la movilidad, aunque esto no quiere decir que se mejore la calidad ya que puede precarizar los servicios”.

Pablo Vaamonde.

Luis Verde.

Manuel Martín García, presidente de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública, ha señalado que “el Sistema Nacional de Salud necesita de una estrategia de integración porque hay una dificultad en la continuidad asistencial y la coordinación de los servicios”. Ha criticado que “este modelo es una herencia del modelo del siglo XX y es poco racional, por lo que se hace necesario introducir mejoras”. Asimismo ha manifestado que “la cadena de mando es muy jerarquizada”.

“Nuestra organización tiene que reorientarse porque en la actualidad nuestra maquinaria es muy pesada y con dinámicas muy asentadas”, ha apuntado Luis Verde, gerente del área de gestión integrada de Santiago de Compostela. “Debemos pensar en global para ir actuando en local, progresivamente”. A su juicio, el sistema anterior al de gestión integrada era “un sistema fraccionado con dificultadas para la continuidad asistencial y diferente priorización de objetivos”. “Con este modelo queremos una gestión unitaria de los recursos sanitarios y establecer una responsabilidad clínica y económica de los resultados de salud en la población”, ha concluido.

Martinón: “La decisión de añadir nuevas vacunas al calendario debe ser aséptica”

Cristina Mouriño / Imagen: Adrián Conde y Pablo Eguizábal. Baiona (Pontevedra)
“Solo a través de un abordaje multidisciplinar las vacunas llegarán a donde tienen que llegar”, ha subrayado Federico Martinón, médico adjunto UCIP, Servicio de Críticos, Intermedios y Urgencias Pediátricas del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela. Martinón ha destacado que “la decisión de implementar nuevas vacunas al calendario deber ser totalmente aséptica ya que en la actualidad viene motivada por criterios de costes económicos y por la agenda política”.

Federico Martinón.

“La vacunación es un derecho del niño y lo digo porque nuestra legislación no lo contempla así”, ha indicado. Las vacunas salvan 2,5 millones de vidas al año, ha explicado Martinón, y ha añadido que la incidencia derivada de sus efectos adversos es mínima.

“El calendario vacunal, ha continuado, es un fiel reflejo del desarrollo de un país”. Martinón ha manifestado que “el calendario gallego se encuentra entre los mejores pero es susceptible de mejorar”.

“La inclusión de vacunas como la varicela, el rotavirus y meningococo B en el calendario infantil es indispensable”, ha apuntado. Sobre el calendario único ha valorado que “es una buena idea pero no se ha ejecutado de las mejores formas”.