Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30

Las sustituciones “no aseguran” la “calidad” de atención, según José María Vergeles

Asegura que en estos centros se relevarán no más del 35 al 40 por ciento

Miércoles, 18 de junio de 2014, a las 13:30
Redacción. Mérida
El PSOE de Extremadura ha considerado que las sustituciones de los profesionales de Servicio Extremeño de Salud (SES) este verano "no aseguran" la "calidad" de la atención sanitaria. Los socialistas extremeños han indicado que el Ejecutivo presidido por José Antonio Monago "no sustituirá a los profesionales" del SES "en la medida que se asegure la calidad de la atención sanitaria". En su opinión, esta "ausencia de las sustituciones" se está produciendo sobre la "avalancha de recortes que ya se han sufrido" y la "disminución de este capítulo para conseguir dinero para el plan de choque de listas de espera".
  

José María Vergeles.

El secretario de Sanidad del PSOE de Extremadura, José María Vergeles, ha mostrado su "profunda preocupación" y ha recordado que este partido ya avisó, junto a las organizaciones sindicales, que las sustituciones que tenía previsto el Gobierno para estos profesionales iban a provocar "problemas para asegurar la calidad de la atención sanitaria". "Pero en las plantas de hospitalización que han quedado abiertas, el personal de enfermería es tan escaso, que son los pacientes y los familiares los que tendrán que echar una mano ante lo sobrecargados que estarán los profesionales", ha aseverado Vergeles.

El responsable de sanidad del PSOE extremeño además ha añadido que este será el verano en el que "se castigará a los centros de atención primaria de salud urbanos", ya que, como ha dicho, "de media en estos centros se sustituirá no más del 35 al 40 por ciento en el mejor de los casos, mientras que en los hospitales no se sustituirá en ningún caso por encima del 20 por ciento".

"Hemos de tener en cuenta que la Atención Primaria de Salud ha perdido un 38 por ciento del presupuesto en lo que va de legislatura del gobierno de Monago", ha añadido Vergeles. Asimismo, ha señalado que, en los hospitales, este año la situación "se ha agravado, ya que se ha detraído en los presupuestos de sustituciones del personal de los hospitales 7,8 millones de euros, dinero que sirve, en parte, para el plan de choque de listas de espera".

Para Vergeles, lo "preocupante" es que esta situación se está produciendo en una época de verano donde hay zonas que multiplican su población por dos o por tres, y además en "época de crisis, donde las familias vuelven a casa de sus familiares a pasar el verano". Además ha advertido de que "no es de recibo que el gobierno de Monago trate así a los profesionales que con su entrega intentan mantener a toda costa la calidad de la atención sanitaria, en unas condiciones que pueden tener consecuencias graves por la sobrecarga de trabajo que provocarán".