Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 14:20

El Principado carga contra las medidas de Rajoy sobre atención sanitaria y políticas sociales

El director general de Salud Pública se reúne con médicos de Atención Primaria

Viernes, 22 de noviembre de 2013, a las 16:50
Redacción. Oviedo
El director general de Salud Pública del Principado de Asturias, Julio Bruno, ha lamentado la "amenaza" que suponen para los colectivos más vulnerables de la sociedad las medidas que está tomando el Gobierno de Mariano Rajoy en relación con la atención sanitaria y las políticas sociales con medidas como el real decreto que "deroga el derecho universal a la atención sanitaria" o la nueva ley de régimen local que "deja a los ayuntamientos sin recursos para la protección social".

Julio Bruno.

"Se trata de medidas que dañan gravemente la equidad y la universalidad de las prestaciones", ha asegurado Bruno, en unas declaraciones distribuidas por el Principado a través de una nota de prensa con motivo de un encuentro de Bruno con  medio centenar de médicos de Atención Primaria del área sanitaria V y con representantes de la asociación gitana de Asturias Unga para buscar líneas de mejora en la atención a los problemas de salud de las personas de esta etnia.

En el acto estuvieron presentes además la gerente del Área V, Montserrat Bango, la jefa del Área de Promoción de la Salud del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Begoña Merino, y José Antonio Jiménez, en representación de Unga.

El director general puso de manifiesto que la situación de los gitanos en Asturias no es homogénea ya que algunos de sus miembros están perfectamente integrados en la sociedad, otros están algo menos integrados y algunos permanecen en situación de exclusión. En estos dos últimos grupos, la población gitana sigue presentando problemas de salud algo peores que los del conjunto de la población que se reflejan en una menor esperanza de vida.

De ahí, ha añadido, la necesidad de seguir trabajando con Unga para modificar los determinantes de salud y de conducta de la población gitana que tienen que ver con hábitos higiénico sanitarios, alimentarios y reducción de consumo de sustancias tóxicas. También en programas específicos de salud infantil y salud de las mujeres, ya que se considera que las mujeres de etnia gitana tienen un papel decisivo.

Salud pública ha puesto además a disposición del colectivo Unga y de los profesionales de atención primaria como herramienta de trabajo el uso de la red de activos comunitarios del Observatorio de Salud en Asturias (OBSA) para seguir incidiendo en la modificación de los determinantes de salud de esta población.